miércoles, 15 de marzo de 2017

CENTINELA DEL MAR

Ubicado en el Partido de General Alvarado, entre Miramar y Necochea, Centinela del Mar se encuentra a 76 km. de la ciudad de Mar del Plata. Existen dos caminos para llegar a Centinela del Mar. El más sencillo, aunque un poco más largo, requiere que usted tome la ruta 77 (continuación de la avenida 9) hasta la ruta 88 y tome el camino que lo lleva a Necochea.

Plano de ubicación de Centinela del Mar
Llegando a Centinela del Mar
Llegando a Centinela del Mar Gentileza Gloria Scaramuzzino

Poco después de haber cruzado el puente del arroyo El Pescado, encontrará el camino de tierra que lo llevará a destino (el recorrido por tierra desde este punto es de unos 17km). El otro camino comienza en Mar del Sur desde donde tendrá que recorrer unos 35 km por la tierra, el camino es bastante sencillo excepto por dos puntos en los que los más desprevenidos suelen desviarse, no obstante existen señales que permiten seguirlo con relativa facilidad.

Primeros habitantes de Centinela del Mar, año 1930. En la foto Víctor Zuchelli. Imagen gentileza de Juan Di Cristofano
Víctor Zuchelli con su caballo Ciclon que se metía al mar con la red para pescar

El Dr. Dresher en Centinela del Mar -Gentileza de Juan Di Cristofano

Camión del primer proovedor que llegó a Centinela del Mar. Pertenecia al almacen El Principio que estaba sobre la ruta. Gentileza de Juan Di Cristofano
La casa de los bisabuelos de Juan Di Cristofano en Centinela del Mar donde ahora está el Haras. Imagen gentileza de Juan Di Cristofano


El pueblo de Centinela del Mar es posiblemente la zona más agreste del partido de General Alvarado, un lugar en donde se siente que es verdaderamente posible aislarse del ruido de la civilización. Formado por unas pocas casas, una capilla, una escuela y un hotel, se encuentra ubicado en el extremo sur del partido, a pocos metros del arroyo La Nutria Mansa que constituye el límite con el partido de Lobería. 

 
Desde Mar del Sud a Centinela del Mar. El cartel azul señala la Capilla de Centinela. (Por Gloria Scaramuzzino)
Capilla en Centinela del Mar- - Extraido del sitio verfotosde.org - gentileza Daniel4chio
Escuela Nº 16 Alfonsina Storni - Centinela del Mar
Algunas viviendas se encuentran en estado de abandono - Centinela del Mar
Casa era de Congo, luego la obtuvo Paco Ruiz en Centinela del Mar Gentileza Gloria Scaramuzzino
El solo hecho de llegar aquí puede transformase en una aventura ya que las únicas vías de acceso son caminos de tierra que en los día de lluvia se tornan en verdaderos desafíos, no obstante, el paseo por el campo hace que el viaje sea súmamente agradable y el lugar adonde se arriba es más que suficiente premio para la travesía emprendida.

Plano aereo del arroyo La Nutria Mansa y el arroyo Malacara. Se puede observar la poca distancia que existe entre el agrupamiento de casas cercana a la capilla y los arroyos.

Si bien es posible hacer un paseo breve, una escapada a tomar unos mates en una playa diferente, la mayoría de las personas lo toman como una excursión de día completo e inclusive no son pocos los que, provistos de carpas y bolsas de dormir, se animan a quedarse un par de noches. 

Arroyo La Nutria Mansa y Arroyo Malacara en Centinela del Mar

Cuando usted llega se encontrará con un pequeño pueblito. Apenas ingresa, al lado de una enorme antena, hay una pequeña proveeduría, más adelante verá la pequeña y pintoresca capilla y el hotel. Puede buscar un camino que lo lleve a la playa o bien seguir avanzando hasta encontrar una tranquera que suele estar cerrada pero que es posible abrir pues no tiene candado.

Detalle de la zona de protección en Centinela del Mar

Continuando por el camino al que da paso la tranquera usted llegará al arroyo La Nutria Mansa (en realidad, en ese punto desembocan otros dos arroyos: El Pescado y La Malacara). Allí termina el camino y su viaje en automóvil y comienza su día de playa. Se encontrará con una playa excepcionalmente amplia, a lo lejos verá enormes médanos (algunos se observan forestados) y campos.


Entre los médanos podemos divisar los restos de La Hostería El Castillo es el único lugar de alojamiento de Centinela del Mar. En el año 2006 por cuestiones económicas dejó de funcionar la única posada que existía en Centinela del Mar, cuya construcción data de la década del ´60. Su último propietario cansado de aguantar un negocio que no ofrecía ningún tipo de rédito, decidió venderla y según cuentan algunos pobladores temporarios, "recaló en manos del conocido empresario Pérez Companc quien junto a su familia pasa los veranos aquí".
 
La Hostería El Castillo en Centinela del Mar
La Hostería El Castillo en Centinela del Mar Gentileza Ariel Perissinotti
Hotel abandonado en Centinela del Mar
Lo primero que se observa es el almacén, donde según se comenta, viven las únicas dos personas estables durante todo el año y pese a que el negocio no marcha del todo bien, intentan subsistir.



Reserva Natural Provincial Centinela del Mar

Los sistemas de dunas litorales bonaerenses que originalmente se extendían en una vasta línea costera vienen siendo sometidos desde hace un siglo, a un acelerado proceso de degradación, fragmentación y sustitución. Los efectos más significativos corresponden a la fijación de dunas por forestación de especies exóticas, la explotación desmedida de arenas, como así también, la ausencia de políticas de planificación territorial coherentemente reguladas. Las alteraciones antrópicas han conducido inevitablemente a la pérdida parcial o total de la biodiversidad original, posiblemente de carácter irreversible.
 
Puente sobre el arroyo en Centinela del Mar
Pescando abajo del arroyo en Centinela del Mar

Asimismo, las transformaciones han afectado de forma aguda la delicada dinámica en el intercambio de arenas entre playa y dunas, provocando un incremento de la erosión costera y la consecuente pérdida de considerables recursos económicos para contener los efectos de este fenómeno sobre zonas urbanas. En el marco de esta crítica situación regional, la franja del litoral atlántico comprendida entre los arroyos La Tigra (Partido de General Alvarado).El Moro (Partido de Lobería) representa uno de los últimos relictos de ambientes costeros naturales existentes en la provincia de Buenos Aires, que podemos ver en este blog en el siguiente enlace: 
http://fotosviejasdemardelplata.blogspot.com.ar/2015/06/el-moro.html


Características ambientales y valor patrimonial del área

En el sector litoral señalado, aun es posible observar campos de dunas de gran extensión y diversas geoformas que lindan en su frente con prolongaciones acantiladas de distinta edad y características litológicas. Estos ecosistemas litorales de alta relevancia biológica, preservan comunidades faunísticas y florísticas autóctonas de la costa pampeana austral, incluyendo especies endémicas (por ej. la "Lagartija de las Dunas" Liolaemus multimaculatus, declarada Monumento Natural de la Provincia de Buenos Aires en el marco de la Ley 10.907) y migratorias, muchas de las cuales presentan poblaciones en estado de conservación vulnerable.

Galería que formaba parte de una gran paleocueva preservada en Centinela del Mar. en su interior fueron hallados restos del gliptodonte Eosclerocalyptus.

Las extensas playas, hasta hace poco carentes de obstrucciones humanas, son excepcionales para la observación de la avifauna marina y pampeana. Durante la bajamar es posible contemplar enormes restingas extendidas centenares de metros antes de sumergirse en el océano, donde es común advertir todo tipo de organismos de hábitos intermareales. Entre las enormes acumulaciones de arenas serpentean arroyos permanentes y estacionales, los cuales brindan corredores biológicos naturales para las especies que se desplazan desde Tandilia. 

Detalle de la fauna prehistórica en Centinela del Mar. Newspaper de El Planeta año 1996
Restos paleontologicos sobre la playa a 10 km. al sur de Centinela del Mar. Gentileza Gabriel Traversini

Restos excepcionalmente preservados del perezoso terrestre Scelidotherium leptocephalum hallados en los desplayados interdunales al SO del arroyo Malacara (Partido de Lobería).
Dichos cursos muchas veces se encuentran anegados por dunas conformando someras lagunas litorales antes de desaguar en el Atlántico. Su singularidad íctica es destacable ya que en ellos prosperan comunidades de peces cuya composición caracteriza a la región interserrana de la provincia de Buenos Aires. 

Excavaciones arqueológicas en el Sitio Nutria Mansa a cargo del equipo dirigido por el Dr. Mariano Bonomo (Departamento Científico de Arqueología, Museo de La Plata – Conicet).
Estudiantes de la Facultad de Ciencias Naturales y Museo (UNLP) durante el periodo 2001-2006 realizaron intensas prospecciones geo-paleontológicas sobre los acantilados de Centinela del Mar. (Foto año 2003)

Tal vez una de los aspectos ecológicos más destacados del área sea la supervivencia de las últimas comunidades vegetales originales de la región pampeana. El reconocimiento internacional a la importancia de su conservación ha quedado explícito en su categorización como una de las Aéreas Valiosas de Pastizal (AVPs) en América del Sur, bajo el nombre de “Dunas del Sureste Bonaerense”. (veasé bibliografía anexa en: Centinela del Mar)

Ulyses Pardiñas (CENPAT), Martín de los Reyes (UNLP) y Esteban Soibelzon (UNLP), en el interior de una paleocueva hallada en Centinela del Mar.
Aunque la riqueza y particularidad biológica de estos ecosistemas representan por sí solos argumentos suficientemente meritorios a la hora de implementar acciones directas para su conservación y resguardo, el sector referido alberga además, una riqueza patrimonial subrayable.

"Definirán límites para establecer una reserva en Centinela del Mar”. Así lo tituló el diario La Capital esta nota en su edición del domingo 9 de marzo.

Hasta hace poco tiempo, el difícil acceso al área permitió una relativa preservación de sus tesoros arqueológicos y paleontológicos, brindando desde el siglo XIX herramientas de significancia continental para la comprensión de los procesos ambientales, biológicos y culturales que afectaron a la región durante los últimos dos millones de años. La conservación conjunta de los acantilados litorales y los desplayados interdunales allí presentes, garantizan la continuación de los estudios paleontológicos, geológicos y arqueológicos que actualmente desarrollan varios equipos científicos provenientes de diversos puntos del país y del extranjero (véase Bibliografía anexa).

Alejandro Dondas (Museo Ciencias Naturales de Mar del Plata), Amador Rodríguez , Matias Taglioretti (UNMdP), Fernando Scaglia (Museo de Ciencias Naturales de Mar del Plata

Las nutridas asociaciones de vertebrados fósiles exhumadas durante los últimos años representan un conjunto de evidencias de gran trascendencia para la comprensión de los cambios climáticos acontecidos en el pasado y presente, y han incrementado el acervo patrimonial de numerosos museos nacionales y locales. Asimismo, los conjuntos líticos conservados en las riberas de los arroyos, tanto como los restos superficiales hallados en los desplayados representan elementos esenciales en la interpretación de una multitud de aspectos vinculados a la vida de los grupos humanos que antiguamente habitaron el extremo sur del continente.

Sitio arqueológico superficial localizado entre Mar del Sur y Centinela de Mar

Por otra parte, el patrimonio histórico-cultural local es objeto de un creciente interés dada su trascendencia como legado identitario local, regional y nacional. Al respecto puede señalarse los viajes a la zona efectuados por los hermanos Ameghino y colaboradores a principios del siglo XX vinculados a la famosa controversia sobre los orígenes del hombre, y cuya trascendencia mundial marcó un hito muy particular durante el inicio de las ciencias naturales en la Argentina. 

José María Dupuy, Lorenzo Parodi y colaboradores junto a un cetáceo varado en Gral Alvarado
Lorenzo Julio Parodi (izquierda) junto un colaborador trabajando en la extracción de una coraza de gliptodonte

También es conocida la repercusión que ha tenido el continuo hallazgo de fragmentos correspondientes a antiguas lozas inglesas principalmente sobre la costa de Centinela del Mar, hecho que parece indicar la existencia de un importante y misterioso naufragio ocurrido a mediados del siglo XIX. (se puede ver el trabajo de referencia indicado en el siguiente enlace:


Profesores del colegio Saint Exupéry (Miramar), personal del Museo Punta Hermengo e investigadores de la UNMdP y UTN, realizaron una jornada de visita en el área proyectada para la Reserva Centinela del Mar.

La conservación del sistema dunas-playa también tiene aparejado un inestimable valor económico-funcional. Esto se debe a que su persistencia garantiza localmente un suministro permanente de agua para consumo humano, mientras que paralelamente brinda estabilidad geomorfológica a las playas turísticas lindantes deriva arriba (principalmente los balnearios ubicados en Mar del Sur y Miramar).
 
Maximiliano Minuet, Esteban Soibelzon, Germán Gasparini, Elisa Beilinson y Marcos Cenizo realizando un estudio de campo en Centinela del Mar en el año 2010
El valor paisajístico para la explotación eco-turística de bajo impacto puede representar un interesante recurso económico local , siempre que respete la intangibilidad necesaria que deben mantener muchos de sus sectores para lograr su sustentabilidad a largo plazo.  Recientemente, el pequeño pueblo de Centinela del Mar ha comenzado a ser centro de una serie de encuentros vecinales y peñas folclóricas que atrae un nutrido público durante la temporada estival, pugnando por conservar las tradiciones ancestrales es visitado por artistas pampeanos y patagónicos.

Jornadas de Pueblos Originarios en Centinela del Mar

La Secretaría de Turismo y Cultura MGA, conjuntamente con la la Asociación Civil “Pampa Patagonia”, organizó en nuestra ciudad las Jornadas de Pueblos Originarios “Rastreando Identidad” que se realizó del 15 al 17 de noviembre en la Casa de la Historia y la Cultura del Bicentenario de Miramar. Este evento contó con la participación de autoridades de diez comunidades de pueblos originarios de Los Toldos, Trenque Lauquen, Olavarría, Tandil, Bahía Blanca, Coronel Dorrego, Carmen de Patagones, Lincoln y Villa Elisa.

Autoridades de diez comunidades de pueblos originarios de Los Toldos, Trenque Lauquen, Olavarría, Tandil, Bahía Blanca, Coronel Dorrego, Carmen de Patagones, Lincoln y Villa Elisa reunidas en Centinela del Mar
Las jornadas comenzaron con una Ceremonia Ancestral en los jardines de la Casa del Bicentenario para luego dar lugar a las charlas con las autoridades tehuelches-mapuches en la que se abordaron las siguientes temáticas: Identidad, Espiritualidad, Cosmovisión, Medicina, Legislación (su aplicación), Derecho Indígena, Relevamiento territorial. También, se realizó la proyección de las películas “Tierra Adentro” y “Pincen” (estreno), y se llevó a cabo la exposición de “Aplakautun”, arte y cosmovisión en pintura de los pueblos mapuche-tehuelche. 

El Túmulo del Malacara hoy - Sitio funerario por más de dos mil años, actualmente ocupado por construcciones de un club privado de polo.

Don Lorenzo Cejas Pincén, bisnieto del gran lonko Vicente Pincén a orillas de la confluencia de los arroyos, Nutria Mansa, el Pescado y Malacara durante la visita que realizaron referentes de las comunidades originarias de Pampa-Patagonia a Centinela del Mar el año pasado. Atrás se observan las casillas montadas por particulares sobre las dunas donde se encontraba el enterratorio colectivo de 2700 años denominado Túmulo del Malacara, hoy cercado por alambrados.
Los administradores del blog reunidos con Don Lorenzo Cejas Pincén, bisnieto del gran lonko Vicente Pincén Encuentro Integrador de Saberes Ancestrales Laguna de los Padres Año 2015

Las autoridades mapuche-tehuelches se reunieron en el Honorable Concejo Deliberante de General Alvarado con funcionarios municipales. Como final de las jornadas, el domingo 17, los referentes de los pueblos originarios se trasladaron a Centinela del Mar donde reconocieron territorios ancestrales e hicieron una ceremonia en el antiguo túmulo y la restitución toponímica.

VOLVIERON A CENTINELA
Una foto para la Historia.

Como en otros tiempos cuando las pampas y las estepas no tenían más limites que los mares a cada lado de los Andes, otra vez los antiguos linajes se cruzan. Nombres muy fuertes de estas tierras: LLanquetruz, Catriel, Pincén y muchos más llegaron este último fin de semana desde distintos lugares del país, aquí se encontraron en Centinela del Mar. Hubo una gran ceremonia, visiones de los tiempos cuando Centinela no se llamaba así, épocas cuando los toldos eran como barquitos sobre las dunas hoy en desaparición. 

 
Nombres muy fuertes de estas tierras: Llanquetruz, Catriel, Pincén y muchos más llegaron este último fin de semana desde distintos lugares del país, aquí se encontraron en Centinela del Mar.

El lenguaje de estas tierras, el Gününa Yajüch, volvió a escucharse en forma de un canto rodeado de emoción y dedicado a Centinela del Mar. Visitaron la zona donde se encontraba el enterratorio colectivo llamado "Túmulo del Malacara". Volver al terreno sagrado donde los antiguos enterraban a sus muertos, la promesa firme de sacarlos de los museos y traerlos de nuevo a la última morada que para ellos eligió su pueblo, aquí en estas costas, bajo el sol atlántico. Un gran trabajo impulsado por Carlos Canelo y la Asociación Pampa Patagonia, con el apoyo del Municipio de General Alvarado.

Alteraciones actuales y riesgo futuro

En los últimos años este baluarte patrimonial costero ha comenzado a sufrir en forma directa una incesante degradación de sus estructuras geológicas y ambientes naturales. Las formaciones acantiladas y los sistemas de dunas están siendo alterados para la construcción de propiedades particulares, la mayoría asentadas sobre terrenos públicos, muchas veces extendiendo alambradas ilegales hasta el mismo nivel mareal.

Cuatriciclos corriendo por los medanos de Centinela del Mar

playa de Centinela del Mar Gentileza Gloria Scaramuzzino


También se ha incrementado notablemente el hallazgo de restos fósiles destruidos por el paso de motocicletas y vehículos de doble tracción sin ningún tipo de regulación. Efectos que suman sus perjuicios a las actividades de caza furtiva y pesca no regulada. 

Centinela del Mar Gentileza Ariel Perissinotti
Vagon vivienda en Centinela del Mar Gentileza Gloria Scaramuzzino
Alambrado en la zona costera de Centinela del Mar- Foto de Paula84
Las riberas de ríos y arroyos son de dominio público menos en Centinela del Mar


Sin embargo, el hecho más preocupante se debe a la inquietante aparición de ignotos parcelamientos y propiedades particulares en terrenos públicos. Es posible que si no toman decisiones rápidas y certeras, los esfuerzos de conservación en el área deberán soportar los comúnmente trágicos embates de la especulación inmobiliaria y el turismo predatorio.

Porque retroceden estas playas?

Durante el periodo 1984-1997 se detectó un brusco retroceso de playas en toda el área al norte del arroyo Nutria Mansa por efectos de la extracción de arenas al sur de Centinela del Mar desde 1988. La actividad minera afectó una extensión de 1.800 m de playa, sobre una superficie de 200.000 m2 y un volumen estimado en 150.000 m3 de arena. Cuentan los pobladores de Centinela que solía verse salir hasta 40 camiones por día.
 
Extracción de arena en el Partido de Lobería, al sur de Centinela del Mar. Año 1997
Este accionar indiscriminado perjudicó drásticamente las playas de Mar del Sur y Miramar privándolas de su natural aporte de arenas y causando, consecuentemente, la erosión de sus barrancas litorales. Dentro de las múltiples razones para declarar Reserva toda la zona costera desde Mar del Sur a Arenas Verdes, se destaca la conservación de dunas costeras para garantizar el aporte de arenas necesario para la viabilidad a largo plazo de nuestras playas.


Proyecto Reserva Natural Provincial Centinela del Mar

Se puede ver mas de alteraciones de la aerodinámica de la duna costera por urbanización en:

Fuentes:
Investigación:  Laureano Clavero
Proyecto Reserva Natural Provincial Centinela del Mar

No hay comentarios:

Publicar un comentario