viernes, 1 de junio de 2018

RICARDO MARIO GURRIERI: HEROE DE MALVINAS


Ricardo Mario Gurrieri


José Gurrieri es un inmigrante italiano que llegó a la Argentina como tantos otros, allá por 1949. Combatiente de la Segunda Guerra Mundial, durante cuatro años sufrió el cautiverio de los británicos, sin que a través de peligrosas circunstancias llegara a perder la vida y en cambio, tras las vicisitudes alcanzó a pisar el suelo argentino. La odisea de José Gurrieri, según lo relata, comenzó así:

“En 1940 durante la guerra en Europa, a la edad de 19 años, me toca luchar en África del Norte contra el imperio británico, cumpliendo mis funciones de mantenimiento aéreo en un aeropuerto de Libia, en la Quinta Escuadra Aérea.
 
Jose Gurrieri y su familia. En brazos de su madre se encuentra Ricardo M. Gurrieri

Durante los ataques aéreos de los piratas tuve una sorpresa que no olvidaré mientras viva: una bomba de 180 kilogramos cayó a mi lado, a solo dos metros de distancia y por gracia de Dios no explotó. Fui tomado prisionero por los ingleses junto a mis compañeros y algún alemán del Afrika Korps. Durante más de un año el campo era denominado con el número 313. En él dormíamos sobre el suelo, sobre la arena del desierto, sin agua para lavarnos y muy poca para tomar, alimentándonos con doscientos gramos de pan por día y una lata de corneed bef para repartir entre cinco personas.

Padres de Ricardo Mario Gurrieri. A la derecha se encuentra Jose Gurrieri quien escribiera el libro“ Del África a las Malvinas 1928 – 1986” contando su historia y la de su hijo
Tuve la suerte de fugarme escondiéndome durante dos años en casas de parientes o amigos, pues yo vivía en Trípoli, donde me críe ya que mis padres italianos habían emigrado llenos de esperanza. En 1946 pude fugarme de África, embarcado como polizón, burlando la vigilancia inglesa, en un barco griego llamado “Dorotea Paxxon” que se dirigía al puerto de Nápoles. Cansado de vivir tantas penurias, decidí emigrar a la Argentina llegando el 3 de abril de 1949, con apenas 25 años y muchos deseos de trabajar y formar un hogar. Por suerte lo conseguí, ya que me casé con una nativa de este suelo, hija también de emigrantes españoles y con ayuda mutua formamos nuestro hogar. Tuvimos tres hijos varones que sirvieron a la Patria y por ironía del destino, después de casi cuarenta años, el imperio pirata me persigue para ensañarse con uno de mis hijos de apenas 18 años: Ricardo Mario Gurrieri. Este es el relato, en síntesis, de lo que yo como padre, siento con profundo dolor en este momento, que estoy junto con mi esposa y mis otros hijos. El héroe, Ricardo Mario Gurrieri ha sido el primer soldado de la Batería Antiaérea 601 que dejó la vida en el campo de batalla defendiendo el suelo y la bandera patria y me siento orgulloso por ello. ¡Viva la Patria!”

Con estas palabras don Jose Gurrieri sintetiza la historia de su vida en un libro  que publicó en el año 1986 y que se llama: “Del África a las Malvinas 1928 – 1986”. Su vida ha sido una historia signada por dos guerras: la Segunda Guerra Mundial –de la que fue protagonista- y la Guerra de Malvinas, en la que luchó su hijo Ricardo Mario Gurrieri en al año 1982.

Libro de don Jose Gurrieri "Del Africa a Malvinas"
Libro de don Jose Gurrieri "Del Africa a Malvinas" autografiado

El Centro de Ex Soldados Combatientes en Malvinas de Mar del Plata, institución pionera en el país, que tuvo su reunión fundacional el 29 de julio de 1984 y fue ratificada "en los papeles" durante el mes de septiembre de ese año, recuerda a don Jose Gurrieri:

"Fue el padre de uno de los soldados caídos, José Gurrieri, quien nos animó a juntarnos". Fue durante las reuniones de la comisión Pro Monumento a los Caídos de Malvinas. "Con su ayuda hicimos el llamado a la primera reunión de lo que terminó siendo el centro. Don José era ex combatiente italiano, había estado en la segunda guerra mundial, llegó a la Argentina escapando de la guerra y su hijo cayó en combate y murió en Malvinas. El veía nuestra situación y nos decía que en cualquier guerra todos los que participaron del conflicto son tratados como héroes, tanto los que mueren como los que vuelven. Pero que con nosotros había una indiferencia muy grande. Por eso nos guió y nos impulsó. Nosotros éramos muy chicos, habíamos vuelto con 18, 19 años de la guerra y en ese momento, con 20 años nos resultaba difícil esa tarea. Además la coyuntura era rara, recién vuelta la democracia, no sabíamos ni estábamos acostumbrados al funcionamiento de las instituciones".

Ricardo Mario Gurrieri

Ricardo Mario Gurrieri, había nacido en Junín, provincia de Buenos Aires. pero luego se trasladó a Mar del Plata y al momento del conflicto vivía desde hacía ocho años en la misma. Ricardo cursó los estudios primarios en la Escuela N°20 “Victoriano Montes” ubicada en la esquina de Castelli y San Juan de la ciudad de Mar del Plata. Era amante del surf y el skate, como lo podemos apreciar en las imágenes que acompañan a este relato.

Ricardo Mario Gurrieri con sus padres. Año 1963
Ricardo Mario Gurrieri. Año 1964
Ricardo Mario Gurrieri en la playa Bristol. Decada del 70
Ricardo Mario Gurrieri (abajo 1ero der.) con sus compañeros de 4to "B" la Escuela N°1 de Junin. Año 1972
Ricardo Mario Gurrieri a los 6 años. Año 1969
Ricardo Gurrieri. en las playas de Mar del Plata. Decada del 70

Pero un  8 de marzo de 1982 llegó el fatídico telegrama a la casa de los Gurrieri en Alte. Brown N° 3139 llamando al servicio de conscripción a Ricardo, quien se incorporaría en el GADA 601 y formaría mas tarde parte del Cuerpo de Batería Antiaérea 601. El GADA 601 se movilizó a Comodoro Rivadavia, a lo largo de la costa patagónica, el 12 de abril. El equipo fue cargado en la base naval de Mar del Plata a bordo del buque de carga Córdoba, con destino a Puerto Deseado.
 
Ricardo Mario Gurrieri andando en skate en la ciudad de Mar del Plata
Ricardo Mario Gurrieri andando en skate en la ciudad de Mar del Plata. Año 1981
Ricardo Mario Gurrieri andando en skate en la ciudad de Mar del Plata. Año 1981


Como el barco sufrió daños mientras estaba fondeado, la artillería, los sistemas de misiles y los vehículos fueron transportados por aire a Comodoro Rivadavia. Una batería que comprende una unidad de misiles Roland-2, un radar Skyguard y dos cañones gemelos Oerlikon de 35 mm quedó atrás para proporcionar defensa aérea a las bases aéreas continentales de Puerto San Julián y Río Gallegos. El resto de las tropas y su material finalmente cruzaron por aire a las islas entre el 12 de abril y el 24 de abril.

Ricardo Gurrieri terminando sus estudios.
Ricardo Mario Gurrieri en el baile de egresados
Ricardo Mario Gurrieri en la casa paterna.
Ricardo Mario Gurrieri en la casa paterna
Ricardo Mario Gurrieri

El 25 de mayo a las 12.45 hs, en oportunidad en que Ricardo se trasladaba a racionar en la zona de la pista del aeropuerto, murió al ser alcanzado por una esquirla que produjo el estallido de una bomba de quinientas libras con espoleta de retardo que había lanzado un avión ingles y que se encontraba en el lugar sin detonar. Tenía apenas 19 años.

Telegrama con el Llamado a la conscripcion de Ricardo Mario Gurrieri. Año 1982
Ricardo Gurrieri en el servicio militar. Año 1982
Carta de Ricardo Mario Gurrieri desde Islas Malvinas 14/05/82
Carta de Ricardo Mario Gurrieri desde Islas Malvinas 14/05/82
Carta de Ricardo Mario Gurrieri desde Islas Malvinas 14/05/82
Director de tiro. Bateria de tiro B segunda seccion donde estaba Ricardo Mario Gurrieri en Islas Malvinas el 25 de mayo de 1982. Imagen de Gustavo Schroeder para el Diario La Capital
Director de tiro. Bateria de tiro B segunda seccion donde estaba Ricardo Mario Gurrieri en Islas Malvinas el 25 de mayo de 1982. Imagen de Gustavo Schroeder para el Diario La Capital

En el recuerdo de los 36 años de la muerte de Ricardo Gurrieri., uno de los integrantes de la entidad marplatense "Centro de ex Soldados Combatientes de Malvinas", Gustavo Schroeder, compartió en sus redes sociales un video que muestra el momento del ataque a la posición del soldado marplatense. Ese día, a las 12.45, fue alcanzado por una esquirla que produjo el estallido de una bomba de quinientas libras.

 

 Bomba en Malvinas 25 de mayo de 1982
Gentileza  Gustavo Schroeder


Veinticuatro años mas tarde la Licenciada en Historia Militar Verónica Sheehan, viajó a las Islas Malvinas en febrero de 2006, y contó su emocionante historia, la que ha denominado:”Los tuyos, los míos…, los nuestros”. Allí comenzaba el viaje que había soñado toda su vida. Después de varios trámites burocráticos finalmente la Embajada de Gran Bretaña aprobó su visa para viajar a las Islas Malvinas. En su relato del viaje, descubrimos esta tremenda historia:

“Esa tarde fuimos a un lugar cercano al camino que unía el antiguo aeropuerto de Mount Pleasant con Puerto Argentino, allí estaban apostadas la mayoría de las unidades argentinas de infantería y artillería de defensa aérea, los pozos al igual que todo el resto del lugar estaban intactos, frente a esa imagen se encontraba el mar, con esas playas de arenas blancas, esas aguas transparentes y turquesas paradisíacas y pingüinos por doquier. Al lado de uno de ellos, sobre un puentecito roto me senté a mirar el mar, era mi despedida del lugar.

Lic.en Historia Militar Veronica Sheehan

Libstone me observo algo triste, me pidió permiso para sentarse a mi lado y como queriendo levantarme el animo me comento:- “Cuando no estoy del todo bien, trato de recordar cosas bonitas o de aferrarme a algo muy mío, de esa manera se me pasa” le sonreí agradecida por su intento de alegrarme un poco y le respondí que por mas que el lugar fuera hermosísimo, a mi se me hacia muy difícil pensar en algo lindo en ese lugar y que no tenia nada mío para aferrarme allí” a lo que el tomo un puñado de turba con su mano, abrió la mía ,puso la turba en mi mano y me hizo cerrarla diciéndome “Eso es tuyo, o no es la razón por la que estas acá?”no hicieron falta mas palabras, por fin estábamos hablando el mismo idioma.
 
Nota periodística recordando a Ricardo Mario Gurrieri
Tumba y placa de Ricardo Gurrieri en Islas Malvinas.
Placa recordatoria que se encuentra en el GADA 601
Monumento a los Caidos en Islas Malvinas. La primera placa a la derecha recuerda a Ricardo Mario Gurrieri. Mar del Plata


Se hacia tarde, ya era hora de volver a armar el equipaje para regresar a Buenos Aires, así que emprendimos la vuelta a la base, pero de pronto, algo me detuvo, nunca supe bien que, pero algo me decía que debía hacer algo antes de irme. De los centenares de pozos que había en el camino solo me detuve frente a uno, era ese, no otro. Después de discutir con Libstone logré que me dejara entrar, buscaba entre el barro no sabia que, pero buscaba sin parar. Y lo encontré, encontré un casco todo embarrado y tras un trato con Libstone y su incondicional amabilidad, aun jugándose su carrera me permitió llevármelo a la base, por supuesto sin que nadie lo supiera, nos encerramos en el baño, lavamos el casco y en su interior, en el endocasco tenia grabado a cuchillo o vaya Dios a saber con que elemento punzante el nombre del soldado al cual había pertenecido y durante 24 años había estado ahí abajo esperando a su dueño inútilmente.

Casco de Ricardo M. Gurrieri hallado en Malvinas por la Licenciada en Historia Militar Verónica Sheehan

Casco de Ricardo M. Gurrieri hallado en Malvinas por la Licenciada en Historia Militar Verónica Sheehan

Llame a Buenos Aires, en el casco también figuraba el nombre de su unidad, me dijeron que figuraba en la lista de caídos en combate. El casco llego a Buenos Aires en abril del 2006, gracias a Libstone. Ricardo Mario Gurrieri, murió a los 19 años de edad, un 25 de mayo al medio día, el día de la Patria, al ser alcanzado por una esquirla de una mina de 500 libras con espoleta a retardo. En sus cartas manifestaba estar orgulloso y feliz de estar allá, defendiendo su tierra, su bandera. La ultima carta la escribió una hora antes de morir, su post data decía:

“Mamy no te preocupes por mi, yo voy a estar bien y te prometo que pase lo que pase algún día, de algún modo voy a volver”.

El casco hoy esta sobre su cama, en su casa, con su mamá.

Mas tarde nos enteramos por Julio Aro, presidente de la Fundación No me Olvides que ese casco actualmente está en la casa de su hermano Daniel. El mismo Julio Aro nos comentó que tuvo ese casco en sus manos.

 Casco del Soldado Ricardo Mario Gurrieri junto al rosario del Cnl Seineldín

Jardín de Infantes Municipal N° 12
Ricardo Mario Gurrieri

En una emotiva ceremonia llevada a cabo el 14 de octubre del año 2010 en el corazón del barrio San Patricio del sur de la ciudad se impuso el nombre de “Soldado Ricardo Mario Gurrieri” al Jardín de Infantes Municipal Nº 12. Luego de un importante trabajo realizado por las autoridades del jardín junto con los padres de los alumnos, se decidió adherir al proyecto de la Fundación No Me Olvides “Un nombre para mi Jardín”, que propone darle el nombre de los soldados caídos en la Guerra de Malvinas a aquellos establecimientos escolares que aún no tengan un nombre designado.

Jardin de Infantes Municipal Nro 12 Ricardo Mario Gurrieri.
Inauguración del Jardin de Infantes Municipal Nro 12 Ricardo Mario Gurrieri.
Del acto participaron autoridades municipales encabezadas por el concejal Héctor Rosso en representación del Intendente Municipal, la secretaria de Educación Municipal Mónica Rodríguez Sanmartino, el Jefe del GADA 601 Coronel Oscar Suárez, los centros de Veteranos de Guerra, Miguel Ressia y Coty Lambertini ( compañeros de Ricardo en la guerra ), Julio Aro,presidente de la Fundación,  directoras de otros Jardines Municipales que llevan el nombre de otros héroes, invitados especiales y los familiares de los alumnos.

Jardin de Infantes Municipal Nro 12 Ricardo Mario Gurrieri.

El momento más emotivo dentro de una ceremonia muy cálida y sentida, fueron las palabras de Daniel Gurrieri, hermano de Ricardo, que viajó especialmente para el acto y a quien los chiquitos del Jardín le obsequiaron un retrato del héroe de Malvinas. Luego de la proyección de un video con imágenes de Gurrieri en su niñez y juventud, se descubrió un cuadro con su foto en el SUM del establecimiento y luego un mural en el frente del edificio que lo muestra practicando una de sus pasiones que era el skate.

Jardin de Infantes Municipal Nro 12 Ricardo Mario Gurrieri.
Allumno del establecimiento plantando arboles en el Jardin Municipal 12 Ricardo Gurrieri

Los chicos cantaron una canción en su homenaje acompañados por un papá y las docentes, y finalmente la Banda del Ejército interpretó la “Marcha de las Malvinas”. Sin dudas, como se dijo en uno de los discursos: ” Ricardo, como había prometido en sus cartas, volvió de alguna manera…” Y esta vez para siempre...

 
Homenaje del Centro de Ex Combatientes de Malvinas el 25 de mayo del año 2015 al soldado Ricardo Mario Gurrieri. Imagen gentileza de Gustavo Schroeder

Homenaje a Ricardo Mario Gurrieri por la
Fundación No Me Olvides 

Homenaje a Ricardo Mario Gurrieri, Héroe de Malvinas, colocando su retratro en la Escuela Nº 20 de Mar del Plata, donde curso sus estudio primarios. Este homenaje está dentro de los proyectos de la Fundación No Me Olvides, www.nomeolvides.org.ar

video realizado por la Fundación No Me Olvides
para el soldado Ricardo Mario Gurrieri

Fuentes:
Fundación No me Olvides / Ricardo Mario Gurrieri

No hay comentarios:

Publicar un comentario