jueves, 7 de febrero de 2013

LA CASA DEL PUENTE - ARQ. AMANCIO WILLIAMS - DELFINA GALVEZ BUNGE

En 1942, el arquitecto argentino Amancio Williams y la Arq. Delfina Galvez Bunge formularon una de las propuestas más originales y rigurosas de la arquitectura moderna argentina. Se trató de la llamada Casa del Puente también conocida como Casa del Arroyo o Casa Williams, una obra concebida para su padre, el músico y compositor Alberto Williams. El predio de dos hectáreas, ubicado en las afueras de la ciudad de Mar del Plata en el Barrio Pinos de Anchorena, se encontraba en esa época surcado por un arroyo. Conozcamos su historia.

Casa del Puente o Casa sobre el arroyo.
 

ANTECEDENTES

Biografía de Alberto Williams

Fue un compositor y director de orquesta argentino, nació en Buenos Aires el 23 de Noviembre de 1862 y falleció el 17 de Junio de 1952 en la misma ciudad. Hijo de Jorge Williams y Adela Alcorta Palacios, proviene de una familia con orientación musical por su abuelo Amancio Alcorta originario de Santiago del Estero quien era también músico.


Alberto Williams (1862-1952) compositor y director de orquesta


Alberto comenzó su entrenamiento en la escuela de música en Buenos Aires y a la temprana edad de 7 años se presentó al público en concierto, organizado por su maestro Bernasconi. Rápidamente apareció su primera composición impresa, y fue pensionado por el gobierno para estudiar en París, ingresó en el conservatorio de dicha ciudad estudiando bajo la guía de grandes profesores.



Alberto Williams (1862-1952) compositor y director de orquesta
Alberto Williams (sin corbata) en el Barrio Belgrano con su familia. Año 1913.
Alberto Williams junto a su mujer en las sierras de Cordoba.

Alberto Williams junto a su mujer en las sierras de Cordoba.
La familia Bunge en las sierras de Cordoba. Decada del 20.

Fue alumno de piano de Georges Mathias, y estudió composición con Durand, Godard, Bériot, además de recibir clases de César Franck. En 1889 retornó a Argentina y comenzó a estudiar profundamente las formas, las melodías y los ritmos del folclore argentino. Al regresar a Buenos Aires, fundó y dirigió el Conservatorio de Música de Buenos Aires desde 1893 hasta 1941,y tuvo discípulos que pronto se distinguieron como intérpretes de valía.

Alberto Williams en foto familiar
Alberto Williams (con habano) y amigos en Mar del Plata. Año 1905.

Alberto Williams ingresando al predio de la Casa sobre el Arroyo.
Alberto Williams

Alberto Williams. Archivo Witcomb.

Mar del Plata Año 1905. A la derecha Alberto Williams. Imagen enviada por Pablo Williams a Fotos de Familia Diario La Capital

En el terreno de la didáctica, realizó una valiosa obra de difusión para la enseñanza del piano; como compositor se destacó en el género sinfónico, y por sus páginas para canto y piano, de fluida inspiración, utilizando la temática folklórica en obras de elaborada factura. El rancho abandonado, Milongas y muchas piezas más, le ubican entre los primeros compositores que supieron valorar nuestro rico folclore argentino. Fue miembro de la Academia Nacional de Bellas Artes y vicepresidente de la Comisión Nacional de Cultura.




Alberto Williams interpreta a Alberto Williams
Video gentileza Andrés Domynas

Es autor de escritos acerca de estética musical y obras didácticas: Teoría de la música; Teoría de la armonía, y Problemas de solfeo. Suyas son asimismo las poesías que sirven de texto a sus canciones, y que se publicaron con el título de Versos Líricos. Inspirándose en las canciones y danzas populares de su patria, el maestro concibió la idea de crear una música genuinamente argentina, tendencia que inicia con la obra para piano El rancho abandonado.


Alberto Williams y su esposa. Irma Paats junto a su nieta Sonia Williams en Playa Grande.Enero de 1937 Archivo General de la Nación. Imagen gentileza Lic. Angel Somma

Alberto Williams tocando el pieano en la Casa sobre el Arroyo. Decada del 40

Sus composiciones se extienden hasta 136 trabajos, incluidas 9 sinfonías. Su etapa creativa puede dividirse en 3 períodos: hasta 1890, sus trabajos estaban altamente influenciados por los modelos europeos; de 1890 a 1910 un resurgimiento del lenguaje musical argentino en sus trabajos, incluida la mayor parte de su música de cámara; y finalmente, con su segunda sinfonía en 1910,una etapa internacional de reconocimiento creativo entre sus contemporáneos. Sus seguidores le merecieron el título honorífico de "Padre de la música argentina".

Biografía de Amancio Williams

Nació el 19 de febrero de 1913 en la casa donde vivió casi la totalidad de su vida y en donde trabajó en un viejo pabellón. Esta casa perteneció a su padre, el compositor Alberto Williams, y fue realizada por Alejandro Christophersen –posiblemente su mejor obra de arquitectura- alrededor de 1910. En 1931 ingresó en la Facultad de Ingeniería de la Universidad de Buenos Aires cursando tres años y desistiendo de sus estudios a causa de las dificultades provocadas por la conmoción universitaria de ese momento. 


Amancio Williams. Lo vemos en una típica escena de la época, caminando junto a su madre, Irma, y su padre, el músico Alberto Williams. Imagen gentileza Pablo Williams para Fotos de Familia

Amancio Williams en La Pampa. Año 1930.
Amancio Williams en La Pampa. Año 1930.
Williams y su avioneta. Foto extraída del libro "Amancio Williams: obras y textos".

Luego se dedicó intensamente a la aviación y en 1938 decidió seguir la carrera de Arquitectura en la facultad correspondiente a la Universidad de Buenos Aires de donde egresó en 1941. Aún estudiante Williams intuyó el camino de investigación y creación que caracteriza a su obra como lo prueba el estudio realizado en 1939 para una Sala de Conciertos que es el germen y la base de su proyecto Sala para el Espectáculo Plástico y el Sonido en el Espacio realizado en 1942-43.

Allí aparece la preocupación de aplicar los conocimientos científicos a las realizaciones humanas, lo que equivale a establecer una buena relación conocimiento-sociedad, conocimiento-vida. Puede decirse que éste es el propósito esencial de su obra. Williams cursó sus estudios durante la última guerra mundial, época en que la Argentina estaba desconectada de los centros culturales del mundo.


Delfina Gálvez, Amancio Williams y la hija mayor, Verónica.
Delfina Galvez Bunge de Williams en Playa Grande, Mar del Plata junto a sus hijos.


En aquel entonces se despertó en él una profunda conciencia de la responsabilidad ante el peligro en que se encontraba la humanidad ya al borde de su destrucción. Pensó que lo sensato era realizar un gran esfuerzo y afrontar los grandes temas de la modernidad dentro del campo que él conocía: la arquitectura, el urbanismo, el planeamiento y el diseño industrial. 

Así aparecen desde su taller una serie de estudios desarrollados con sentido social y que evidencian preocupación por una vida humana digna. Desde 1941 en adelante, Amancio Williams se dedicó totalmente a la obra de estudio, investigación y creación en materia de: plástica diseño arquitectura urbanismo planeamiento y las técnicas correspondientes a estos campos de actividad.


Amancio Williams con el pintor argentino Emilio Petorutti.
Amancio Williams con el arquitecto aleman Walter Gropius, fundador de la Escuela de la Bauhaus
El arquitecto Amancio Williams con la maqueta de uno de su proyectos
Amancio Williams mirando por la ventana en su casa de Buenos Aires
Arquitecto Amancio Williams
Arquitecto Amancio Williams en su estudio

Arquitecto Amancio Williams en su estudio


Esta obra está informada por los siguientes principios y propósitos: trabajar con toda libertad en el espacio manejarse libremente en las tres dimensiones buscar en la técnica su expresión verdadera trabajar con sentido de unidad hacer obras de síntesis trabajar con sentido de lo permanente Terminada la guerra comenzaron a ser conocidos los trabajos de Williams en Europa y Estados Unidos. En 1947 Williams viaja a Europa para conocer a Le Corbusier. Desde ese momento se desarrolla una gran amistad entre ambos reflejada a través de una larga correspondencia. Desde entonces libros y revistas europeas comienzan a publicar los trabajos de Williams como el aporte que llega desde América a la destruida Europa abriendo las puertas para un serio desarrollo de la sociedad humana.


Arquitecto Amancio Williams.

Amancio Williams en La Boca.

Arquitecto Amancio Williams.


La característica principal en la obra de Amancio Williams es probablemente el esfuerzo por encontrar una expresión auténtica de nuestra época, para obtener una buena relación entre los extraordinarios descubrimientos científicos y su correcta aplicación a la sociedad humana. Toda su obra es una búsqueda y sus estudios son ejemplos ilustrativos de este tema. Ha realizado una intensa obra docente, desarrollada directamente en su taller que funcionó como un verdadero instituto. Este último ha formado escuela. En él, tanto estudiantes universitarios como graduados han tenido oportunidad de seguir cursos y practicar en trabajos de investigación. Muchos de estos alumnos resultaron luego distinguidos profesores universitarios. En la mayoría de los casos fueron subvencionados para poder seguir esos cursos durante varios años. Los recursos financieros de que ha dispuesto este taller-instituto han provenido de recursos personales de Amancio Williams y de la comercialización de los trabajos producidos.


Es necesario dejar constancia de que este último nunca recibió la menor subvención o contribución para financiar sus estudios, investigaciones y creaciones, como tampoco ninguna ayuda del Estado ni de las universidades, o de la actividad privada. Amancio Williams no ejerció nunca una función pública, ni tuvo a su cargo ninguna cátedra, aunque en muchas ocasiones dio su asesoramiento honorario a las entidades oficiales o privadas que se lo solicitaron dentro y fuera del país. Los trabajos de Amancio Williams han sido y son continuamente publicados por libros, diarios y revistas nacionales y extranjeras y son estudiados en casi todas las facultades de Arquitectura y Urbanismo del mundo.

Texto redactado por Amancio Williams
para su Curriculum Vitae, Año 1955


Biografía de Delfina Galvez Bunge

Delfina Gálvez Bunge de Williams, hija de Delfina Bunge y Manuel Gálvez, fue una mujer que perteneció a ambientes progresistas y cultos del cambio de siglo en Buenos Aires. En 1931 con 18 años entró en la Facultad de Arquitectura de la Universidad de Buenos Aires, donde conoció a Amancio Williams con quien se casó en 1941 y tuvieron 8 hijos.


Delfina Galvez Bunge

Trabajó asociada a su marido el arquitecto Amancio Williams. En los primeros años de casados trabajaron juntos. En 1942 ambos realizaron su primer proyecto junto a Jorge Vivanco consistente en departamentos en block para la ciudad de Buenos Aires, que se llamó Viviendas en el espacio.​ Según Roberto Fernández:

“Estos proyectos fueron conocidos y elogiados por Le Corbusier -en su (…) ensayo aparecido en la revista L’Homme et l’Architecture de 1947”

El maestro suizo posteriormente encargará a Amancio Williams el desarrollo de la casa Curutchet en La Plata. Gálvez Bunge negó en diferentes entrevistas la autoría compartida de diversas obras, incluida la Casa del Puente en Mar del Plata, para el compositor Alberto Williams, padre de Amancio. Sin embargo, en la publicación contemporánea de Alberto Sartoris, Encyclopédie de l’architecture nouvelle, aparecen distintos proyectos de autoría compartida: Amancio Williams et Delfina G. de Williams.


Delfina Galvez con sombrilla.
Delfina Galvez Bunge
Delfina Galvez Bunge y Amancio Williams junto a sus hijos en el Tigre
En este libro además de obras compartidas aparecen obras de autoría individual de Amancio Williams y otras que comparte con César Janello, Colette Boccara de Janello y Jorge Butler.​ Este reconocimiento de coautorías, que seguramente fue dado por el propio Williams desaparece en la mayoría de los relatos historiográficos sobre él. La arquitecta Graciela Di Iorio, Directora de la Casa, escribió:

“La vivienda estudio, también conocida a nivel local como “La Casa del Puente” fue diseñada y construida en Mar del Plata, Argentina, entre los años 1943 y 1945 por el arquitecto Amancio Williams con la colaboración de la arquitecta Delfina Gálvez de Williams”.​

Las actividades de colaboración con Amancio Williams que Gálvez Bunge reconoció como propias estuvieron más ligadas a la escritura, especialmente el redactado de las cartas con arquitectos extranjeros, especialmente, en francés. En diferentes entrevistas destaca su voluntad de no querer otorgarse méritos, sin embargo, sí reconoce haber realizado especialmente proyectos de jardines y de interiores.Ella era  quien le escribía, a Amancio, las cartas en francés que este le enviaba a Le Corbusier. Una vez le pidieron a Amancio que escribiera un capítulo en una historia de la arquitectura argentina del siglo XIX y XX y lo redactó ella.

Delfina Galvez Bunge en la obra de la Casa sobre el Arroyo.
 Amancio Williams y su esposa Delfina Galvez Bunge
Su actividad cultural y profesional se extendió más allá de la arquitectura y siguiendo la estela de su madre, la poetisa Delfina Bunge, escribió al menos dos libros Nosotros tres, una crónica de su infancia con sus hermanos Manuel y Gabriel​ y Cuentos creíbles.​ Escribió algunas críticas para prensa sobre exposiciones de arte. Se destacó también por la traducción de la Carta de Atenas.10​ Fue presidenta de la Asociación Argentina de Mujeres Hispanistas hasta 2013 y perteneció a la Comisión Directiva del Patronato de la Infancia.

La casa sobre el arroyo

El Museo Casa sobre el Arroyo o mal llamada Casa del Puente es una casa, diseñada por Amancio Williams y Delfina Gálvez Bunge​ en Mar del Plata declarada de Interés Patrimonial, Cultural, Natural por parte la Municipalidad de General Pueyrredon; Monumento Histórico Artístico Nacional y Patrimonio Cultural, Histórico, Arquitectónico y Ambiental de la Provincia de Buenos Aires.



Construción de la casa [Revista Nuestra Arquitectura N8, agosto 1947]
Construcción Casa del Puente. Gentileza Luciano Sartora
Construcción Casa del Puente. Gentileza Luciano Sartora
Construcción Casa del Puente. Gentileza Luciano Sartora
Construcción Casa del Puente. Gentileza Luciano Sartora
Construcción Casa del Puente. Gentileza Luciano Sartora

La casa fue construida entre 1943 y 1946 y realizada por la empresa "Sartora e hijos" y "Arturo Lemmi e hijo", sobre un puente que reunía las dos orillas del arroyo. Williams y Bunge conjugaron en una misma obra, la racionalidad tecnológica moderna con la topografía. La maestría del diseño alcanzó la fusión entre elementos abstractos, como el puente y la terraza, con elementos de tradición criolla, como la galería de entrada (ubicada al pie del ingreso, en uno de los pilares del puente). El predio contaba también con una construcción separada que incluía el garage y el pabellón de servicio. 

Casa del Puente - Foto extraida del Blog Apuntes de Arquitectura
Casa del Puente - Foto extraida del Blog Apuntes de Arquitectura
Casa del Puente (Museo Casa sobre el Arroyo - Casa del Puente) tomadas por Grete Stern en el año 1947, dos años después de su construcción Foto Rochi Fandiño

Si bien las dimensiones de la casa no son demasiado grandes (nueve metros de ancho por unos 27 metros de largo, con una altura de seis metros), tanto su excepcional ubicación sobre la cuenca del arroyo, como el paisaje boscoso y la perspectiva sobreelevada de la obra, generan una sensación de mayor tamaño.

El arroyo funcionaba cono punto de apoyo invertido de la obra. La estructura general es geométrica, casi abstracta, capaz de reducirse a tres elementos básicos: la lámina curva del puente, las líneas horizontales que guían el diseño del living y el plano de la terraza.

Casa del Puente - Foto extraida del Blog Apuntes de Arquitectura

La lámina curva trabaja de forma simultánea con la losa plana de la planta principal y las barandas-vigas que la rodean, por medio de tabiques verticales. La planta baja consta de dos entradas ubicadas en los puntos de apoyo del puente. La transparencia de este acceso contribuye al movimiento de la obra, gracias a los ventanales que dejan al descubierto las escaleras apoyadas sobre el arco del puente.

Foto Postal Casa sobre el Arroyo, obra del Arq. Amancio Williams. Comedor. Foto de  Enrique Mario Palacio. Fotos de Familia - Diario La Capital

El living cubre todo el largo de la casa y se vincula con el exterior a través de un ventanal continuo de 27 metros de largo. El diseño de la obra fue pensado como una forma no intrusiva de incorporar arquitectura dentro de la naturaleza. Según sus propios escritos y declaraciones, el objetivo principal de Amancio Williams y Delfina Bunge consistió en realizar una estructura totalmente liviana, aérea y transparente, que al mismo tiempo fuera honesta en el uso de los materiales.

Foto Postal Casa sobre el Arroyo, obra del Arq. Amancio Williams. Detalles ventanales. Enviada por Enrique Mario Palacio.- Fotos de Familia - Diario La Capital
Casa del Puente (Museo Casa sobre el Arroyo - Casa del Puente) tomadas por Grete Stern en el año 1947, dos años después de su construcción. Foto Rochi Fandiño

El hormigón armado utilizado en la obra fue ensayado en laboratorio para que lograra resistir el deterioro climático sin mantenimiento. En su faz externa se lo martelinó y trató químicamente para dejarlo a la intemperie sin recubrirlo. Williams no quería tapar con artificios la honestidad de los materiales. Por su parte, el interior de la casa fue construido en placas de madera, en un taller de carpintería que realizó puertas, ventanas, escaleras y mobiliario. La casa se montó primero en el taller, luego se desmontó y se volvió a armar in situ.

Foto Postal Casa sobre el Arroyo, obra del Arq. Amancio Williams. -Detalles ventanales. Enviada por Enrique Mario Palacio- Fotos de Familia - Diario La Capital

Luego de la muerte de Amancio Williams, en 1989, la Casa del Puente fue declarada Monumento Histórico Nacional. Hoy en día se encuentra en estado de abandono avanzado y muchas de las características de su construcción original se han perdido para siempre. Su legado integral fue elogiado por personalidades de la arquitectura y del arte del siglo pasado como Frank Lloyd Wright, Mies van der Rohe, Walter Gropius, Eliel Saarinen, Adolf Loos, Alvar Aalto, Marcel Breuer, Richard Neutra, Le Corbusier, Max Bill, André Bloc, Kenneth Frampton, Georges Candilis.
 
Casa del Puente de Amancio Williams. Foto enviada por Rochi Fandiño

Casa del Puente de Amancio Williams. Foto enviada por Rochi Fandiño
Casa del Puente de Amancio Williams. Foto enviada por Rochi Fandiño
Casa del Puente de Amancio Williams. Foto enviada por Rochi Fandiño

El comitente, fue el músico y compositor Alberto Williams, una figura que sentó bases fundamentales de la educación musical en nuestro país, responsable entre muchos aportes, de sinfonizar la versión del Himno Nacional Argentino que se entona actualmente.

Foto Postal Casa sobre el Arroyo, obra del Arq. Amancio Williams. Estar y hogar. Enviada por Enrique Mario Palacio. Fotos de Familia - Diario La Capital
El conjunto, constituído por la casa principal, las dependencias complementarias y el extraordinario parque de dos hectáreas que se asienta sobre el Arroyo de las Chacras -curso de agua fundacional de la ciudad- constituyen una unidad indisoluble, tal como lo sintetiza Berto González Montaner al decir: “Williams hizo de la arquitectura y el sitio una sola palabra.”



Está considerada hoy como una pieza paradigmática del siglo XX, una referencia ineludible del Movimiento Moderno en su respuesta contextual hacia la realidad pampeana, una obra argentina que figura en innumerables libros de historia de la especialidad y se estudia en casi todas las universidades del mundo. En 1997, este conjunto patrimonial urbano, fue declarado en el concepto integral de su arquitectura y ambiente, Monumento Histórico Artístico Nacional, contando asimismo con declaratoria a nivel municipal y actualmente a nivel provincial.

Foto Postal Casa sobre el Arroyo, obra del Arq. Amancio Williams. Sala de estar, ventanales. Enviada por Enrique Mario Palacio. Fotos de Familia - Diario La Capital

A partir de 2004, los deterioros por vandalismo y abandono se suceden de manera exponencial. Es entonces que iniciamos una tarea de difusión y sensibilización en la propia ciudad y luego ella se extiende a otros ámbitos.

En agosto de ese año, en el encuentro organizado por la SCA y el Cicop, “Reflexiones sobre el siglo XX” , se realiza un llamado también internacional que inmediatamente es respondido por gran número de instituciones y profesionales destacados como Cesar Pelli, entre otros, así como de miembros de Cicop (Centro Internacional para la Conservación del Patrimonio) y Docomomo/ UNESCO (Comité Especializado de ICOMOS sobre Documentación sobre el Movimiento Moderno) de Europa y América.

Foto Postal Casa sobre el Arroyo, obra del Arq. Amancio Williams. Sala y Comedor. Enviada por Enrique Mario Palacio. Fotos de Familia - Diario La Capital


Se concreta entonces, en el marco de muchas acciones de difusión pública en las que los medios de comunicación han sido absolutamente sensibles, una presentación por parte del arquitecto Herman Clinckspoor y quien suscribe, ante el Concejo Deliberante de Gral. Pueyrredon de una propuesta de Expropiación de esta obra en su conjunto, en concepto de Utilidad Pública en virtud de sus valores excepcionales, finalmente aprobada por ese Concejo en 2005.

Desde entonces, la Academia Nacional de Bellas Artes, el Consejo Argentino de Relaciones Internacionales, el Centro Argentino de Arquitectos Paisajistas, el Colegio de Arquitectos del Distrito IX, la Facultad de Arquitectura de la UNMDP, la Biblioteca Central de la UNMDP, el Grupo Multisectorial para el Patrimonio de Mar del Plata, la School of Architecture de la Arizona State University , entre otras instituciones, se suman a la cruzada que lidera el Grupo de Gestión conformado en 2005 -que cuenta con la inestimable representación del Archivo Williams tutelado por la familia del diseñador de la obra- para aportar al complejo panorama técnico y legal que sufría el conjunto.

Foto Postal Casa sobre el Arroyo, obra del Arq. Amancio Williams. Una de las escaleras de acceso. Enviada por Enrique Mario Palacio. Fotos de Familia - Diario La Capital

Justamente en el marco de trabajo con el Grupo Multisectorial de Mar del Plata se pudo cubrir el vacío legal a nivel de la provincia sobre el tema, con la propuesta y su posterior aprobación por parte del Senado y Cámara de Diputados de dicho estamento, de la Ley que declara a la Casa del Puente como bien integrante del Patrimonio Cultural, Histórico, Artístico, Arquitectónico y Ambiental de la Provincia de Buenos Aires.

Desde febrero de 2007, con aportes nacionales, provinciales y municipales y en el marco de un convenio firmado entre la Municipalidad de General Pueyrredón y el administrador del conjunto, Sr. Lago, se inician acciones de recuperación en un acto licitatorio que originalmente estaba caratulado como “Restauración y reemplazo de carpinterías exteriores Casa del Puente”. Atento al carácter que como Monumento Histórico Artístico de la nación reviste esta obra epitémica, se ha considerado a nivel profesional, la necesidad de realizar una restauración científica de tan delicado ejemplo, por lo que, en virtud de aportes desde la especialidad, se logra modificar el rótulo del llamado original a “Restauración y puesta en valor”.

Foto Postal-Casa sobre el Arroyo, obra del Arq. Amancio Williams. Panorámica general. Enviada por Enrique Mario Palacio. Fotos de Familia - Diario La Capital
Por otra parte, es auspicioso que se haya hecho público en marzo de este año que el Senador Jesús Porrúa impulsaría el proyecto para formular la Ley de Expropiación del inmueble denominado “La Casa del Puente”.

Tapa del trabajo. Gentileza Pablo Mastropascua

Planta del conjunto. Gentileza Pablo Mastropascua
Planta del conjunto - Planos extraidos del Blog Arquitectura de Calle

Cabe destacar que los expertos internacionales sobre la arquitectura del siglo XX han manifestado en importantes documentos, su apoyo a la intervención científica integral sobre el bien, tal como lo testimonian los documentos de 2006 del Congreso Internacional de Cicop “La dimensión social del Patrimonio” Buenos Aires-Salta, del Colegio de Arquitectos Distrito IX en Jornadas de Reflexión sobre la Casa del Puente de La Plata; del Do Co Mo Mo en Ankara, Turquía y el plenario de la reunión de Arquisur en la ciudad de Tucumán.

Plano planta - Planos extraidos del Blog Arquitectura de Calle

El Arq. Federico Ortiz se ha referido a esta casa como “la utopía, por una vez, hecha realidad”. Tal vez sus palabras puedan interpretar el futuro de este caso ya que en el mes de abril se ha firmado un convenio de colaboración interinstitucional entre la Comuna de General Pueyrredón, el Colegio de Arquitectos Distrito IX y la Facultad de Arquitectura, Urbanismo y Diseño de la Universidad Nacional de Mar del Plata de modo que estas instituciones asesorarán en el proyecto de intervención.

Plano planta - Planos extraidos del Blog Arquitectura de Calle

Lo que no es un tema menor, atento a las intenciones de evaluar su presentación ante Patrimonio Mundial, de Unesco a fin de que, como otros ejemplos en el mundo, pudiera contar con esa protección. Su rescate, su estudio y una activa dinamización socio cultural requieren de una estrategia política que responda a todas sus dimensiones potenciales para así resguardar su integridad territorial y organizativa, su valor como bien patrimonial. La recuperación del la Casa sobre el Arroyo, obra paradigmática del patrimonio de Mar del Plata, comporta un desafío y obligación impostergable para todos los argentinos.

Plano de corte- Planos extraidos del Blog Arquitectura de Calle

Amancio Williams, un arquitecto extraordinario libre de modas e influencias, dueño de una gran personalidad, con una filosofía propia.Creyó siempre en la integración de la estructura y la arquitectura, sencillez y elegancia. Fue un pionero de gran creatividad en el diseño constructivo, autor de proyectos excepcionales que, por diversas circunstancias, se concretaron muy pocos.


Video documental La casa sobre el arroyo
Gentileza de Alejandro Diez

La Casa del Puente (1943/45) es un icono de nuestra arquitectura, es una forma en el espacio que no anula la naturaleza. Su diseño es en su totalidad su estructura de hormigón martelinado a la vista, tratado químicamente.Es obligación de todos colaborar para impedir su venta, restaurarla y cuidarla. Constituye un ejemplo de arquitectura clara, simple, eficiente y equilibrada.


Programa Radial desde la Casa del Puente decada del 70- Zanoli, Serrat y otro
 
Estado de la propiedad

En el año 2004 un incendio intencional destruyó casi por completo la Casa del Puente, que en el año 1997 fue declarada Monumento Histórico Artístico Nacional. La casa cayó en el abandono a causa de un largo juicio de sucesión, iniciado en 1991. En 2007 se realizó una intervención para recuperar las carpinterías metálicas y las de madera, luego de años de abandono de la propiedad. En 2012, por intermedio de la entonces presidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner, el predio pasó a manos del estado municipal de General Pueyrredon, a cargo en ese momento de Gustavo Pulti. 








El gobierno nacional le giró al Municipio el dinero para comprar la propiedad completa, que consta de dos manzanas, pero por cuestiones burocráticas se terminó comprando una sola (la que contiene la Casa) quedando la otra en manos de un privado. El monto fue de $9.000.000 y aun se lamenta no haber adquirido la manzana que corresponde a Quintana, Funes Guido y Saavedra a pesar que la declaración de monumento es del predio completo. En el año 2014 se realizó otra puesta en valor de la casa de los caseros, que es la que está adelante, pero la licitación fue abandonada por la empresa por falta de pagos, así que quedó a medio arreglar.

En un recorrido realizado por quien suscribe en noviembre de 2019, se pudo observar a simple vista el estado de deterioro avanzado que presentan todos los sectores de la casa. Llama la atención del visitante que ingresa por primera vez, los boquetes sobre las paredes, la falta de revoque y cielorraso, graffitis sobre los muros, bicho taladro sobre carpinterías exteriores, filtraciones y elementos salidos del piso. Algunos adoquines de algarrobo colorado que se encontraban como solado, están deteriorados por culpa del ingreso de agua a la finca.







Ni siquiera se retiraron algunos elementos quemados productos del vandalismo ocurrido en el año 2004. Cabe destacar que me agarré de uno de esos tirantes y mi mano se llenó de carbón. Sería fundamental que el Honorable Concejo Deliberante declarara al inmueble protegido por la ordenanza de patrimonio arquitectónico en ESTADO DE EMERGENCIA. Solo de esa manera se podría esperar algunas refacciones básicas, como: arreglo de muros y revoques, arreglo de fisuras en cubierta de techos, cambio del peinazo (en el alfeizar) de las ventanas atacadas por bicho taladro, arreglo de carpinterías, cambio de solados.

Tal vez sea posible con el aporte de algunas empresas una restauración básica hasta tanto los restauradores patrimoniales puedan realizar la restauración definitiva valuada en 20 millones de pesos. Si bien el estado aun no se puede permitir tal inversión, si puede no obstante, hacer algunas intervenciones mínimas para evitar algunos deterioros irreversibles. Sería menester darle a toda la vivienda dos mano de pintura blanca para tapar los graffitis Porque ni siquiera se puede realizar una muestra en su interior. Cabe destacar que si se apoya un cuadro sobre un muro, es posible que se caiga el revoque del mismo. Lo someto a la consideración de la opinión pública.












La Casa sobre el arroyo de Amacio Williams,  Crónica de una Cruzada (Argentina)
Arquitecta Graciela Di Torio -gracieladitorio@gmail.com

2 comentarios:

  1. Hola, no sabes dónde puedo encontrar las cotas de nivel del terreno?. Muy buena la nota y sobre todo las imágenes, saludos!
    Lucia, luciacavallin@hotmail.com

    ResponderEliminar
  2. La mejor documentación que se puede encontrar sobre esta obra esta en este enlace:
    http://viewer.zmags.com/showmag.php?mid=wqdqsh&preview=1&_x=1#/page44/

    ResponderEliminar