domingo, 1 de noviembre de 2020

SILVANO ARÍSTIDES HERNÁNDEZ

Silvano Arístides Hernández en 1921 cuando llegó a Mar del Plata

Silvano Arístides Hernández es un personaje imborrable de la historia de Mar del Plata, donde ha transcurrido gran parte de su vida, pese a haber nacido en Dolores. Director de la Escuela Nacional Nº 5, en buena parte del siglo pasado, fue también docente en el Colegio Nacional “Mariano Moreno”. En el deporte fundó, y fue el primer presidente, del Club Atlético Peñarol y del Mar del Plata Lawn Tenis Club. En la cultura y en el folklore, de manera especial, fue un difusor excepcional de las más variadas actividades tradicionalistas. Conocer su trayectoria es el motivo principal de este ensayo.

Sus comienzos

Dolores es considerada el primer pueblo patrio pues fue fundado el 21 de agosto de 1817 siendo el primero creado luego de la declaración de la Independencia el 9 de julio de 1816. Allí nació Silvano Arístides Hernández el 10 de julio de 1896 siendo hijo de un hacendado de la zona y Elisa, en un hogar que alegraron nueve hijos. De aquellos lejanos tiempos de su niñez en los campos de su padre, en Dolores y Castelli, quedaron implantados en sus genes aspectos que lo marcarían para siempre. Así fue como las costumbres de todo aquello que tiene que ver con las tradiciones campestres, las tareas rurales, las canciones populares, el baile, nunca se borrarían de su mente. 

Desde niño, este hijo y nieto de criollos, supo escuchar y aprender las viejas historias, los cuentos, el acompañamiento de las guitarras que con el tiempo tocó muy bien, el saborear unas criollas empanadas, el locro y los pastelitos de los domingos y los días festivos. En una nota realizada por Enrique David Borthiry para el Diario “La Capital” de Mar del Plata en ocasión del 75º aniversario de la Escuela Nacional Nº 5, Arístides, como todos lo conocían,  recordaba que “ a eso de las cinco de la tarde la peonada se reunía en el patio y aparecían cuatro guitarras, entre mate y tortas fritas, se bailaba, y yo también como no”(1)

Silvano Arístides Hernández en el año 1922 en la rambla La Perla junto a dos de sus hermanos. Fotografía de Aviador Cattaneo

Silvano Arístides Hernández en 1923 en la Rambla Bristol. Foto Mazer

Esas raíces en la fértil tierra bonaerense lo acompañaron en su larga vida en este mundo. Con él estuvo siempre el folklore, sus canciones, los gauchos y su indumentaria, las faenas rurales, las leyendas y las danzas tradicionales que le gustó enseñar. En ese andar por las chacras, las estancias y los caminos el caballo fue su amigo desde siempre y esa unión con el fiel animal le permitió con los años, ya en la gran ciudad, jugar al polo en Camet en un deporte que requiere otras destrezas. 

Hernández comentó en una publicación mendocina hace unos años: “Confieso que la escuela del fogón fue la que más me ha dejado grabado los relatos de los mayores sobre las diferentes actividades de trabajo, los dichos, los refranes, cuentos de aparecidos, cuentos fantásticos y medicina criolla de muchas décadas tradicionales atrás. La escuela del Fogón, me permitió conocer la profundidad de nuestra pampa argentina” (2). Y en la misma nota quedó reflejada también su filosofía de vida con aquella frase “Una leñita acercada diariamente al fogón tradicional, no solamente aumentará la luminosidad de los recuerdos, sino también no dejará que el olvido trague el patrimonio del gaucho”

“Su versación en cuestiones tradicionalistas es amplia y profunda, haciendo de él un hombre de consulta y de autorizada opinión. Presidió la Comisión pro monumento al Gaucho e integró la Comisión del Museo Tradicionalista Argentino “José Hernández”, era otra opinión sobre él (3).  Arístides en aquellos viejos tiempos de juventud compartió juegos y vivencias con sus ocho hermanos que con todo amor cuidaba su madre, “Mama” Elisa, mientras su padre se ocupaba de la administración de sus campos. Hernández fue un hombre culto por haberse formado en uno de los establecimientos educacionales más importantes de su época. 

Estudió en la prestigiosa Escuela Normal Nacional de dicha ciudad que había sido creada el 27 de julio de 1888 teniendo como fundador y primer director al Dr. Victoriano Montes quien no por nada tiene el reconocimiento de una calle y una Escuela, la Nº20, con su nombre en Mar del Plata. En aquel establecimiento señero se recibió en 1916 de maestro, de igual manera que otros educadores dolorenses que hicieron grande la formación de las juventudes en Mar del Plata. Como es el caso de Juan Néstor Guerra, nacido el 27 de febrero de 1904 y autor del libro “Páginas Argentinas” para alumnos de cuarto grado y “Mar del Plata sus escuelas y sus maestros” un aporte imprescindible al conocimiento de quienes fueron pioneros en la educación primaria de la ciudad.

Silvano Arístides Hernández en Playa Bristol. Decada del 20

De aquellos dolorenses que dejaron su impronta educacional en Mar del Plata no podemos dejar de mencionar a Horacio Julián Abásolo, nacido el 9 de septiembre de 1900, quien escribió un maravilloso libro póstumo publicado en 1946, “Reseña educacional de Mar del Plata” prologado por Julio César Gascón y a Juan José Francisco Cremonte quien fue vice Director de la Escuela Nº5 y fundador en 1935 junto a César Barroso de la Academia de Comercio Héller. (4). Un listado en el que agregaría por mi parte, unido a mis recuerdos de juventud,  a las hermanas Scheggia, a las que conocí y  fueron todas maestras dolorenses que ejercieron en Mar del Plata. 

Una de ella Haydee Noemí,  la mayor, se casaría con Arístides. Las otras eran María Zulema “Muñeca” nacida en 1904, Irma Araceli “Negra” (1906) y María Esther “Tota” (10 de marzo de 1908). Hernández tuvo su paso por el Regimiento 6 de Infantería con sede en Mercedes. Fue allí donde obtuvo el diploma y la certificación que le permitiría ejercer como Profesor de Educación Física. Y quizás de allí su maestría en la enseñanza del tiro. Por su paso por aquella institución castrense era suboficial de la Reserva y como tal también le gustaba desfilar en las fiestas patrias. A poco de recibirse, el 2 de julio de 1918, fue nombrado Director de la Escuela Nacional N°139 en la localidad de Coronel Miguel Federico Martínez de Hoz, que había sido fundada en 1904, en el Partido de Lincoln.

En la Escuela Nacional Nº5

Silvano Arístides fue trasladado en 1921, como Director, a la Escuela Nacional Nº 5 (Hoy Provincial Nº58) de Mar del Plata sita en la calle Santiago del Estero 3096. La misma se había fundado el 8 de mayo de 1909 y se la conocía como Escuela Lainez. Su primer director fue Abelardo Castells a quien sucedieron Rosario B. de Pardo y María Luisa de Antunez quien lo fue entre 1914 y la llegada de Hernández. (5). Arístides asumió el día 2 de septiembre ocupando el cargo hasta el 30 de diciembre de 1955 en que se jubiló.

Arístides Hernández asume el  2 de septiembre de 1921 como Director en la Escuela Nacional Nº5 

En este establecimiento fue además el fundador de la Asociación Cooperadora con todo lo que ello implicaba en el funcionamiento de la humilde escuela lugareña. La Ley 4874 más conocida como Ley Lainez fue sancionada el 17 de octubre de 1905. La misma pretendía y lo logró, extender la educación pública, laica y gratuita a todo el país para luchar contra el analfabetismo creando escuelas primarias y rurales a lo largo y ancho del país. Su autor fue el senador Manuel Lainez que también era periodista y fundador el 2 de marzo de 1884 del diario “El Día” de La Plata. Era además el propietario de la Editorial Lainez que editaba la revista “Tit Bis”. En la Academia Nacional de Periodismo uno de los sillones de la sala de reuniones lleva su nombre en reconocimiento a su trayectoria.

El efecto positivo de la Ley Lainez se extendió mucho más allá de la vida terrenal de su autor quien debería ser más recordado por su legado. En Mar del Plata la Escuela Nacional Nº 5 fue su primer eslabón. Luego la siguieron el 24 de octubre de 1910 la Escuela 54 en el paraje El Soldado, camino a Balcarce, la Nº 95 el 8 de mayo de 1911, la Nº 69 el 18 de setiembre de 1919 en Estación Chapadmalal y la Nº 165 el 15 de julio de 1919. (6). “Cuando llegué a la Escuela, unos chicos vestían mejor y otros modestamente, según las posibilidades de su familia, Esas diferencias se notaban así que un día decidí que todos, pobres o ricos, usaran delantales blancos”. (7)  

Aquello debe haber ocurrido en 1921 o 22. Es bueno recordar que el uso de guadapolvo blanco para los docentes fue aprobado por el Presidente Hipólito Irigoyen el 1 de noviembre de 1919. En la Provincia de Buenos Aires en 1926 el Concejo General de Educación estableció que “el uso del uniforme (delantal o guardapolvo) blanco será obligatorio”. En una foto de 1923, publicada por La Capital el 1 de Junio de 1984 puede verse a Arístides rodeado por las maestras del establecimiento: Delia Islas, Haydee Scheggia, María Argañaraz, Emma Gémoli de Oliva (fue directora de la Escuela Nacional Nº 69, en Estación Chapadmalal, de 1927 a 1944 en que se jubiló) y Rosalía Calabrese. (8)

Eran tiempos difíciles en la zona del actual Barrio del Hospital Materno Infantil. Rodeados de barro cuando llovía, ciento veinte alumnos concurrían diariamente al colegio que contaba con sólo dos aulas. En 1942 los docentes de la Nº 5 eran: Haydee Scheggia, Violeta Mattalia, Zulema A de Alvarado, Estela Bernacia de Magnoni, Elda L. Maxit,, María A. D de Cremonte, Lia Lopetegui, Maria V. Virasoro, Pedro Officialdeguy, Pedro Enrique Roveda y Rosalía Calabrese de Bozzano.(9) 

Algunas crónicas recuerdan que para fin de año Arístides organizaba una reunión campestre para todos los alumnos en las instalaciones del Parque Camet donde se servía un apetitoso asado a la criolla. Nadie que haya pasado por la Escuela, hoy Nº 58 Alférez de navío José Maria Sobral”, en los largos años de su dirección puede olvidar que en los recreos se pasaba música folklórica y los alumnos bailaban las distintas danzas tradicionales argentinas (10)

“En esta época, los sábados y domingos yo daba clases de danzas folklóricas en la escuela y los días de semana entre hora y hora de clase los alumnos bailaban una o dos piecitas”. (11)

Luego prosigue: “El folklore es muy amplio. Ahora cualquiera se dice folklorista porque sabe bailar un gato. ¿Qué va a serlo!, cuando más será un bailarín”. A Arístides se lo podía ver en todos aquellos actos que tuvieran que ver con las tradiciones, las costumbres, la leyenda, la música y las danzas. Es así como lo observamos en una vieja fotografía tomada en un aniversario de la muy reconocida “Agrupación Tradicionalista El Ceibo”, creada el 25 de Mayo de 1953. Allí se lo observa junto a  José Arias, Félix Sola el dueño de la Estancia “El Casal”, donde se tomó la foto y que alguna vez junto a Miguel Machinadiarena tuvo la concesión del Casino de Mar del Plata, el respetado líder socialista local Rufino Inda, María Esther "Pichina" Dell´Era de Hernández, directora de la Agrupación, el inolvidable intendente Teodoro Bronzini, F Pimentel y Don Claudio Hernández. (12)

En el deporte

En el plano deportivo el 7 de noviembre de 1922 Arístides participó en la fundación del club Atlético Peñarol junto a Celio Bechi, Américo Gutiérrez, Dante A. Longhi, Marcelo Guerra, Angel Arbues, Francisco Silbán, Juan J. García, Carmilucho Carlos Di Palma, José Bechi, Carlos Lizalde, Samuel Rastelli, Arturo Sueyro, Carlos García, Roberto Golfieri, Alberto Mancini, Miguel Pagliardini, Héctor Provenzano, Miguel Silbán, Héctor Zafferano, Luis Paulucci, Isidro Arias, Adolfo Alvarez, Manuel Gonzáles, Sixto Suezcun, Julián Cármenen, Atilio Frisone, Luis Pignochi, Raúl Sartora, Antonio Rastelli, Félix Pagliardini, Héctor Guillen, Antonio Maucieri, Vicente Gutiérrez, y Juan Frisone. 

La reunión fundacional se realizó en la casa de Antonio Rastelli en la calle Santa Fe 3041, entre Alvarado y Avellaneda. Silvano Arístides Hernández sería designado como el primer presidente del club. La comisión directiva se completaba de la siguiente manera: Vice: Raúl Sartora, Secretario: Antonio Héctor Guillén, Tesorero: Manuel González, PT: Francisco Silván, vocales: Antonio Rastelli, Héctor Zafferano, Roberto Golfieri, Juan García, Carmilucho Carlos Di Palma, Sixto Suezcun, Luis Pignochi y Félix Pagliardini.

 

Comisión Directiva del Club Peñarol. Al medio (2do der.) se encuentar Arístides Hernandez.

Club Atletico Peñarol de Mar del Plata

Comisión Directiva del Club Peñarol. Con traje blanco Arístides Hernandez.

El nombre del club era el mismo de su similar montevideano y fue propuesto por Francisco Silbán, aprobándose luego de desechar otras alternativas como “Hospital”, “Club de los Treinta”, “Libertad”, “River Plate” o “Union”. Los colores, a propuesta de Roberto Golfieri, fueron el azul y blanco en franjas finas y verticales. Arístides quien durante un tiempo llegó a vivir en la Escuela Nº5, luego de contraer enlace en 1924 con Haydee Noemí Scheggia formaron su hogar en un  hermoso chalet de la calle Rawson 2351 donde hoy está construido un edificio de propiedad horizontal. Haydee había nacido el 26 de julio de 1902 en Dolores donde se recibió en la Escuela Normal Nacional en 1920.  Fue maestra, vicedirectora y directora interina de la Escuela Nº5. 

“La señora de Hernández pertenece a la categoría de las maestras de honda vocación docente que han consagrado su vida a las nobles tareas de la educación”, escribió sobre ella Juan Néstor Guerra. (13)

“Le interesó especialmente la formación y orientación de las nuevas maestras, encauzándolas por los mejores métodos y procedimientos didácticos, realizando una labor formativa de singular importancia”, prosiguió el destacado educador.

“A los niños consagró su cariñosa dedicación, impartiéndoles durante muchos años gratuitamente, enseñanza,  en su domicilio particular. Abrazó la carrera docente con la mayor vocación y su labor ha sido de extraordinaria eficiencia, y hoy, no obstante hallarse jubilada desde 1959, continua desplegando intensa labor. Actuó en forma destacada en actividades deportivas, habiendo retenido por espacio de catorce años el campeonato de tenis local”, culmina la reseña del dolorense.

Por su parte Arístides en 1924 fue designado docente en el Colegio Nacional “Mariano Moreno” de Mar del Plata donde entre otras especialidades fue profesor de historia. En 1925 era secretario de la Biblioteca Popular General Belgrano del citado establecimiento, fundada el 27 de abril de 1919, cuyo presidente era el reconocido Ingeniero Alfredo Villafañe.(14). En 1926 Silvano Arístides tenía a su cargo las clases de educación física de 1º, 2º y 3º año y las de educación militar de los alumnos de 4º y 5º año. 

 

Conformación de la Comisión Directiva Biblioteca Popular Gral. Belgrano. Año 1925

En estas últimas seguramente se encontraban las prácticas de tiro. (15) Antes de la instalación en Mar del Plata del Tiro Federal Argentino, Arístides fue durante muchos años instructor de tiro “ad honorem” entre los estudiantes secundarios para la cual se trasladaban hasta un sector ubicado en las proximidades del Faro de Punta Mogotes, lugar muy alejado por aquellos tiempos. El 8 de febrero de 1927 el presidente de la Republica Marcelo Torcuato de Alvear firmó un decreto otorgando al Colegio Nacional un sector de la playa sur del puerto para realizar allí prácticas de tiro. Arístides Hernández fue el profesor a cargo. (16)

Por su actividad relacionada con esta disciplina Hernández fue designado presidente honorario del Tiro Federal Argentino. seccional Mar del Plata que fue fundado en 1936. También por ella recibió el Botón de plata del ministerio de Guerra que en su oportunidad le hizo entrega el General Adolfo Arana, Director de Tiro y Gimnasia del Ejército (17). Este último era un verdadero especialista en la construcción de polígonos de tiro y fue un propulsor del “tiro ciudadano” del cual Hernández era un pionero en la ciudad. 

Canchas de tenis del Paseo General Paz.

Silvano Arístides Hernández junto a Ezequiel Callejas quien fuera Director de la Escuela Nacional de Comercio y secretario del Colegio Nacional Mariano Moreno. Además era el secretario del Mar del Plata Lawn Tenis. Aristides era el presidente y Alejandro Bergalli, quien también fue director del Colegio Nacional, era capitán. Foto Maitos. Probablemente años 1928 a 1930.

Silvano Arístides Hernández con Haydée Scheggia su esposa en el Mar del Plata Lawn Tenis.. Ella fue la primera gran campeona del tenis femenino en Mar del Plata.

Arístides fue fundador el 22 de abril de 1928 del Estudiantes Lawn Tenis Club del que fue su primer presidente. Jugaban en las canchas que le cedía el Club Mar del Plata S.A. en el Balneario Sasso. Tenían su secretaria en la calle San Juan 2049. Ese año hicieron varias competiciones de singles y dobles. El secretario general era Ezequiel Callejas, nacido el 13 de mayo de 1907, quien fue por muchos años director de la Escuela Nacional de Comercio y el capitán Alejandro Vicente Bergalli, nacido el 21 de enero de 1891, que fue director del Colegio Nacional “Mariano Moreno” de 1922 al 31 y de 1934 al 39. (18)

Silvano Arístides Hernández en 1924 fue designado docente en el Colegio Nacional “Mariano Moreno” de Mar del Plata donde entre otras especialidades fue profesor de historia. En 1925 era secretario de la Biblioteca Popular General Belgrano del citado establecimiento, fundada el 27 de abril de 1919, cuyo presidente era el reconocido Ingeniero Alfredo Villafañe.

La entidad pasó a ser Mar del Plata Lawn Tenis el 24 de setiembre de 1929. En noviembre de 1930 al ceder la Provincia la administración del paseo General Paz por ordenanza del comisionado Ricardo Bedoya la Municipalidad esta cedió al Mar del Plata Lawn Tenis en forma precaria las dos canchas de tenis del lugar. (19). El 9 de julio de 1928 Ennio Barassi, quien fue presidente del Sierra de los Padres Golf Club,  se clasifica campeón de un torneo del Estudiantes Lawn Tenis Club superando en la final a Arístides Hernández.(20) 

La campeona femenina de ese año fue Haydee Noemi Scheggia su esposa. Barassi que era contador, fue tesorero de la delegación Mar del Plata de la Dirección General de Educación Física y Cultura de la Provincia de Buenos Aires. Horacio Abásolo era el presidente y el Dr Josué Catuogno el secretario.(21) En 1929 el 15 y 16 de julio en la ciudad de Dolores Haydee Scheggia y Ezequiel Calleja ganan una competencia de dobles mixtos a los locales Juárez y Nóbile por 6/2 y luego en pareja con Arístides a la dupla Lockar-Flaque por 6/3. (22)

Silvano Arístides Hernández con Haydée Scheggia su esposa en la Rambla Bristol en 1929. Foto Mandri.

Arístides Hernández con un grupo de tenistas marplatense y de Buenos Aires. Verano de 1938. Aristides esta de pie al centro con pulover oscuro y camisa blanca. Su esposa es la que está a la derecha en la foto, debajo de él. Foto publicada en el Boletín Municipal de 1938.

El 18 de agosto Haydee Scheggia obtiene en el paseo General Paz el campeonato local al superar a  Josefina Giovannini por 6/1 y 8/6. (23)  El 30 de noviembre y 1 de diciembre se juega en el Paseo General Paz el campeonato municipal de deportes donde Susana Mugaburu y Haydee Scheggia de Hernández son las campeonas del doble femenino. (24) La comisión organizadora del campeonato municipal de los deportes del año 1929 estaba conformada entre otros por Silvano Arístides Hernández, Francisco Moriondo, Horacio Abásolo, Antonio Trevin, Juan Mares, Narciso Mora y José Deyacobbi.  

Su presencia es detectada durante muchos años en este tipo de realizaciones. Cabe destacar que el 7 de febrero de 1931 se efectúa en Mar del Plata el primer torneo nocturno de tenis que coincide con la inauguración de las remodeladas canchas del Paseo General Paz. En 1931 Ezequiel Callejas, quien fuera por muchos años rector de la Escuela Nacional de Comercio y secretario del Colegio Nacional, venció en tres sets a Arístides clasificándose campeón local. El 9 de julio  de 1931 Haydee Scheggia de Hernández triunfa 6/3 y 6/2 sobre Dora Lombardi y Arístides supera a Callejas 6/2 y 6/2. en un torneo disputado en el Paseo General Paz.  (25)

Las destacadas actuaciones de Haydee Scheggia hacen que en la sección social del Diario “La Capital” del día 8 de noviembre de 1931 se le dedique una nota con una hermosa fotografía. El 30 de agosto de 1932 Haydee se impone nuevamente en el campeonato local  al vencer por 6/2 y 6/3 a Maria Matilde Pimentel.(26)  Había también tiempo para la bohemia en aquellas épocas. Arístides y sus amigos solían visitar un boliche cercano a las canchas del Paseo General Paz. Allí provisto de una guitarra entretenía a los inmigrantes italianos, muchos de ellos laburantes en las lanchitas amarillas de la pesca artesanal, con canciones y hasta canzonetas italianas para despertar la nostalgia del desarraigo.(27)  

Arístides Hernández con un amigo en la playa. Año 1935

Matizando con esto Arístides no perdía ocasión de integrar alguna comisión organizadora de distintos eventos. Por esos tiempos Las Semanas deportivas eran muy interesantes. Por ejemplo el 21 de marzo de 1937 se inicio una de esas ediciones. Los organizó la Dirección General de Educación Física y Cultura de la Provincia de Buenos Aires en el estadio municipal de la plaza Peralta Ramos. Las competiciones culminaron el día 28 con un acto que contó con la presencia del vicegobernador Dr. Aurelio Amoedo y del ministro de gobierno Roberto Noble - fundador del Diario Clarín-, el Ministro de Obras Públicas José Bustillo y el diputado nacional Daniel Maximiliano Videla Dorna.

La comisión organizadora la integraban como Presidente Horacio Abásolo, secretario. Dr. Josué Catuogno, tesorero: Diógenes Barassi y como vocales  encontramos a Arístides Hernández junto a Arturo Begue, el Dr. Ignacio Rodríguez y José Deyacobbi (h).(28) Avanzando en el tiempo vemos que en el año 1942 Arístides Hernández seguía siendo profesor del Colegio Nacional donde el rector era el Doctor Antonio Mir, un médico muy reconocido en la ciudad, que había sido fundador del club Náutico en 1925 y  del Ateneo Mar del Plata en 1929. Estaba en esa función desde 1939 y en ella se mantuvo hasta 1954. El secretario era Ezequiel Callejas y el bibliotecario, otro grande de la cultura marplatense el Profesor Roberto del Valle.(29) El  Dr. Arístides César Espinosa, médico y Bachiller Promoción 1946 recuerda que:

“había dos Profesores de Gimnasia: Arístides Hernández y Carlos Vecchio. El primero, no sé si por llevar el mismo nombre que mi padre o porque los dos habían sido devotos del atletismo en sus juventudes, se hicieron amigos. Y desfilaban juntos, en el Día del Reservista” (30)

“Esta, prosigue, era otra de las tradiciones que se perdieron a través de los años..¡Las Fiesta Patrias! Unía a las familias y llenaba un espacio del que hoy carecemos. Constituyendo todo un acontecimiento”   

Luego recuerda que los preparaban para desfilar, algo que seguramente hacían aquellos dos profesores de educación física. “Aquellos  desfiles que se hacían por la calle San Martín rumbo a la costa y en la cual estaban todos. Y cuando digo todos, eran todos..Vigilantes, bomberos, Reservistas, municipales, Fuerzas Armadas y civiles. Orgullosos pasábamos delante de la Catedral, como si fuéramos el futuro de la Patria”, completa su reseña. Juan Néstor Guerra escribió sobre Arístides en 1967: 

“Desarrolló una labor fecunda y ejemplar en el magisterio y su actuación se orientó hacia el acercamiento de padres y vecinos a la escuela, a fin de trabajar en común por la educación y la instrucción de los niños. Creo centros cooperadores, de asistencia social y proveedurías de materiales y alimentos para los más necesitados.(31)  

Muchos años después de abandonar la carrera docente y su vinculación con el deporte, Silvano Arístides Hernández volvería a tener relevancia cuando integró la Comisión Asesora de Deportes de la Municipalidad durante el mandato como Comisionado Municipal del Coronel Pedro Enrique Martí Garro.La misma era presidida por el General Jorge Ramón Boucherie e integrada entre otros por él y el escribano Antonio Fernández. Dicha Comisión fue la que proyectó y licitó la construcción de la primera pista de atletismo reglamentaria de 400 m en el predio que actualmente ocupa el Estadio Atlético “Justo Ernesto Román” denominado así en honor del padre del deporte marplatense. 

La primera licitación fue para una pista sintética y como ninguna empresa se presentó, se hizo un segundo llamado para realizarla de carbonilla como se inauguró el 19 de mayo de 1973. Docente y educador, Arístides Hernández fue también un dandy, al que le agradaba los encuentros sociales, el vestir bien y a la moda y recibir en su casa de Rawson 2351 a sus numerosas relaciones del deporte y la cultura. 

  

Silvano Arístides Hernández paseando por la nueva rambla. Aristides de traje claro. Su esposa es la segunda desde la izquierda y la primera es la esposa del Almirante Anadón quien fue Ministro de Guerra y de Relaciones Exteriores. Foto Arias. Año 1944

Arístides Hernández bajando las esclaeras de la Rambla Bristol. Foto Nivio. Año 1946

 Saliendo de una Conferencia en el Teatro Auditorium junto a la maestra Celia Maqueda. Año 1949

A Arístides le gustaban las partidas de poker con amigos. Uno de ellos era el almirante Fidel Lorenzo Anadón, Ministro de Marina entre 1946 y 1948 y que fuera Gobernador de Tierra del Fuego (1943-44) y Comandante de la Base de Submarinos de Mar del Plata entre 1938 y 40. Un personaje de la época que fue además brevemente Ministro de Relaciones Exteriores y que era Comodoro del Yatch club.  Las partidas se hacían preferentemente en la residencia de Florentino Frizzi, Gerente del Banco Español y del Río de la Plata sucursal Mar del Plata. (32)

En el folklore

En 1950 Hernández “formó la Asociación Tradicionalista La Posta, en donde dictó clases de folklore y viajó por todo el país como jurado en las fiestas folklóricas” según podemos extraerlo de un trabajo escrito por Francisco Ramallo en el 2013. (33). Arístides ha sido conferencista en las provincias de San Juan y Mendoza donde se le confirió el titulo de miembro honorífico del Instituto de Circulación y difusión del Folklore cuyano. Asimismo disertó sobre temas tradicionalistas en Neuquén, Choele Choel y Santiago del Estero. 

El club General Pueyrredon, el club Atlético Unión y la Peña “El Payador” fueron otros lugares reservado a las expresiones tradicionalistas donde dictó clases de folklore. Por su parte ha quedado registrada la voz de Arístides en la narración de diversos cuentos como “El tigre se hace el muerto”, “El zorro y la cigüeña” que forman parte de Cuentos y Leyendas Populares de la Argentina.(34) Hernández fue socio honorario del Instituto de Investigación y difusión del Folklore Cuyano y socio vitalicio del Automóvil Club Argentino, el Tiro Federal Argentino y el club General Pueyrredon.

Inauguración del Monumento al Gaucho el 5/04/1960, realizado por Juan Grillo. Inaugurado por Tomas Vignolo, ante una iniciativa propiciada por Don Nicéforo Roldán Cobos. Silvano Arístides Hernández integró la Comisión Pro Monumento. Imagen gentileza de Roque Martinez para Fotos de Familia Diario La Capital.

Aniversario de la "Agrupación Tradicionalista El Ceibo”, creada el 25 de Mayo de 1953. Allí se lo observa junto a José Arias, Félix Sola el dueño de la Estancia “El Casal”, donde se tomó la foto y que alguna vez junto a Miguel Machinadiarena tuvo la concesión del Casino de Mar del Plata, el respetado líder socialista local Rufino Inda, María Esther "Pichina" Dell´Era de Hernández, directora de la Agrupación, el inolvidable intendente Teodoro Bronzini, F Pimentel y Don Claudio Hernández. circa 1958
Aristides Hernández en Termas de Rio Hondo. Año 1963
Arístides Hernandez en una nota de un diario de Mendoza

En 1963 formó parte del Jurado del 1er Festival Internacional del Folklore de Río Hondo organizado por la Municipalidad de dicha ciudad santiagueña en la cual el intendente era Antonio Mera. También estuvo presente, invitado, a algunas ediciones del Festival Provincial del Folklore de Choele Choel  que comenzó  a realizarse en 1965. En 1967 en el Centro Vasco de nuestra ciudad Arístides disertó sobre “Vida y costumbres del hombre de campo bonaerense desde el sigo pasado”.  

El acto fue organizado por el Departamento de Estudio integral de Folklore del Centro de Cultura Folklórica de Mar del Plata.(35) En el libro anteriormente citado de Juan Néstor Guerra el autor escribe sobre otra de los grandes amores de Hernández: las tradiciones y el folklore:

 “Su versación en cuestiones tradicionalistas es amplia y profunda, haciendo de él un hombre de consulta y de autorizada opinión. Presidió la Comisión pro monumento al Gaucho e integra la Comisión del Museo Tradicionalista Argentino “José Hernández”. (36)

Acerca de dicho Monumento podemos decir que se encuentra enclavado en la rotonda de las Avenidas Juan B. Justo y Marcelino Champagnat y fue inaugurado el 5 de abril de 1960.  La historia se había iniciado en julio de 1936 a través de una idea concebida por Tomás Vignolo presentada en el Concejo Deliberante. Lamentablemente por diversos motivos, la mayoría de las veces políticos, pasarían más de veinte años para su concreción.

Inauguración del Museo Jose Hernández el día 11 de marzo del año 1960. Dardo Moya, Esteban Aguirre, Ismael Moya y Teodoro Bronzini. Más atrás está Arístidez Hernandez

Arístides Hernández en una fiesta patria. Decada del 60

Silvano Arístides Hernández en la confiteria Monterrey de calle Corrientes en ocasión de uno de sus festejos de cumpleaños. Foto Cardero. Decada del 60

De ese mismo año, 1960, el 11 de marzo data lInauguración del Museo Jose Hernández el día 11 de marzo del año 1960. Dardo Moya, Esteban Aguirre, Ismael Moya y Teodoro Bronzini. a inauguración del Museo Tradicionalista Argentino “José Hernández” que lleva el nombre del autor del “Martín Fierro”. La puesta en marcha del mismo fue incluida dentro de los festejos del Sesquicentenario de la Revolución de Mayo. El mismo se encuentra en lo que fue el casco de la Antigua Estancia de la Laguna de los Padres, construido en 1882, en tierras que pertenecieron a Eusebio Zubiaurre.(37) En una nota que le hicieron en 1982 Arístides cuenta acerca de lo sucedido con la inauguración del Museo José Hernández:

 “Le explique al Intendente- comenta con una sonrisa- que el verdadero rancho criollo el “rancho de chorizo”  que habían querido hacer allí, no estaba bien hecho y que se vendría abajo. Eso ocurrió. Entonces les explique como se construía el verdadero rancho criollo de chorizo”. (38)

Viejos pobladores, como el periodista y escritor Enrique David Borthiry recordaban a Silvano Arístides desfilando a caballo, con los gauchos del Museo Hernández, en las celebraciones patrias que formaban parte ineludiblemente de su agenda anual.  Por si fuera poco Silvano Arístides fue socio honorario del Instituto de Investigación y difusión del Folklore Cuyano, fundado por Alberto Rodríguez en 1960 y del Automóvil Club Argentino, el Tiro Federal Argentino y el club General Pueyrredon.

Nota del Diario El Atlantico. Decada del 80

Nota Diario La Capital del 19/08/1982

Nota Diario La Capital del 19/08/1982

Nota Revista La Capital del año 1984

El 7 de enero de 1982 recibió una distinción recordatoria en el marco de la ceremonia de entrega de las medallas al mérito de la Municipalidad efectuada en el Estadio José María Minella.  Fue “por su brillante actuación dentro de la educación, la educación física y del deporte de nuestra ciudad a través de muchos años como docente” según reza en la invitación que lleva la firma del emérito Profesor Justo Ernesto Román.(39) 

El 12 de agosto de 1982 se le rindió un homenaje en la Escuela Nº5 en la que había pasado casi la totalidad de su extensa vida docente. Su trayectoria mereció palabras de elogio por parte de Juan Néstor Guerra en su ya comentada publicación: “Desarrolló una labor fecunda y ejemplar en el magisterio y su actuación se orientó hacia el acercamiento de padres y vecinos a la escuela, a fin de trabajar en común por la educación y la instrucción de los niños. 

Silvano Arístides Hernández en el Festejo de los 75 años de la Escuela Nacional Nº5.

Silvano Arístides Hernández en el Festejo de los 75 años de la Escuela Nacional Nº5.

Creó centros cooperadores, de asistencia social y proveedurías de materiales y alimentos para los más necesitados”(40) ¿Qué hombre jovial y memorioso!, recordaba Enrique David Borthiry en 1984, cualquiera desearía llegar a los 88 años con esa frescura y ese humor tan genuino que frota en cada una de sus frases”. En homenaje a su memoria la Biblioteca del club el Fortín de Belgrano, en la calle Santa Fe 32 45, lleva su nombre el cual le fue impuesto el día 20 de junio de 1996

En homenaje a su memoria la Biblioteca del club el Fortín de Belgrano, en la calle Santa Fe 3245, lleva su nombre el cual le fue impuesto el día 20 de junio de 1996

En homenaje a su memoria la Biblioteca del club el Fortín de Belgrano, en la calle Santa Fe 3245, lleva su nombre el cual le fue impuesto el día 20 de junio de 1996

En homenaje a su memoria la Biblioteca del club el Fortín de Belgrano, en la calle Santa Fe 3245, lleva su nombre el cual le fue impuesto el día 20 de junio de 1996

En homenaje a su memoria la Biblioteca del club el Fortín de Belgrano, en la calle Santa Fe 3245, lleva su nombre el cual le fue impuesto el día 20 de junio de 1996
 

En el año 2006 por ordenanza Nº 17502 se creó el Instituto Superior de Formación Técnico Docente Arístides Hernández que tiene su sede en el Parque Municipal de los Deportes “Teodoro Bronzini” y cuya dirección, está a cargo del Profesor Alejandro Ayala Bronia, en el Estadio Atlético Justo Ernesto Román. 

Dicha resolución que modificaba el artículo 1º de la Ordenanza 16944 fue tratada y aprobada por unanimidad en la sesión del Honorable Concejo Deliberante del 29 de junio de 2006 presidida por el contador Carlos Mauricio Irigoin y en la cual se encontraban presentes 23 de los 24 concejales. 

El 7 de enero de 1982 recibió una distinción recordatoria en el marco de la ceremonia de entrega de las medallas al mérito de la Municipalidad efectuada en el Estadio José María Minella. Fue “por su brillante actuación dentro de la educación, la educación física y del deporte de nuestra ciudad a través de muchos años como docente” según reza en la invitación que lleva la firma del emérito Profesor Justo Ernesto Román

En el año 2006 por ordenanza Nº 17502 se creó el Instituto Superior de Formación Técnico Docente Arístides Hernández que tiene su sede en el Estadio Atlético Justo Ernesto Román. Dicha resolución que modificaba el artículo 1º de la Ordenanza 16944 fue tratada y aprobada por unanimidad en la sesión del Honorable Concejo Deliberante del 29 de junio de 2006 presidida por el contador Carlos Mauricio Irigoin y en la cual se encontraban presentes 23 de los 24 concejales.

Arístides Hernandez en uno de los tantos reconocimientos

En la Misa por los 50 años de Casados. Los acompaña su sobrina Graciela Lemmi. Están en la Parroquia de la Asunción de la Virgen María. Año 1974

Arístides Hernandez y su esposa Haydee en el festejo de sus bodas de oro matrimoniales. Año 1974

Todo se había iniciado en un expediente, el número 1480,  presentado por el Departamento Ejecutivo el 24 de mayo de 2006. El mismo fue aprobado por la Comisión de Deportes y Recreación el 15 de junio de ese año y por la Comisión de Legislación, interpretación, reglamento y protección ciudadana el 26 de junio. 

El Intendente promulgó la Ordenanza el 10 de julio.(41) El 21 de octubre de 2009 el Instituto fue reconocido por medio de la Disposición Nº 423 de la Dirección Provincial de Gestión Privada (DIPREGEP), de la Dirección General de Cultura y Educación con el Nº 7617.

Arístidez Hernandez en una cena en el Club Peñarol

Silvano Arístides Hernández con sus sobrinos nietos Fernando y Alejandro Lemmi.

Arístidez Hernandez en una cena en el Club Peñarol

La vida de Silvano Arístides Hernández, sin lugar a dudas, ha sido fecunda y llena de realizaciones, Aquel joven maestro que arribó a Mar del Plata en 1921 desarrolló aquí una labor que abarcó no sólo la actividad docente en la cual marcó rumbos a varias generaciones de personas que fueron hombres y mujeres de bien, sino que transitó con vuelo propio en el deporte, sus instituciones y en todo aquello que tenía que ver con las tradiciones. Por todo ello debemos hacer que perdure su recuerdo. 

Había nacido en Dolores, donde se formó intelectual y espiritualmente, pero fue aquí en nuestra amada Mar del Plata donde dejó su impronta de hombre consustanciado con nuestra tierra. Lo despediré con sus propias palabras dirigidas a un redactor de “El Atlántico” en 1982:

“Soy una persona feliz porque nunca he trabajado, sino que durante 62 años, me he recreado con el ejercicio de la docencia”. 

Muy parecidas a las que le dijo al cronista de “La Capital” ese mismo día:

“Nunca trabaje, más vale me recreé porque cuando uno hace una tarea que le gusta, es un regalo”.

Y eso es lo que él le obsequió a la comunidad con sus realizaciones.


Referencias:
(1) La Capital Revista. Arístides Hernández, Un Patriarca, 1 de Junio de 1984, en las Bodas de Diamante de la Escuela Nº5.
(2) Rodríguez, Alberto, “Los Fogones en Cuyo”, www.arfolkloredecuyo.com.ar
(3) Guerra. Juan Néstor, (1967), “Mar del Plata sus escuelas y sus maestros”, p.48, Editorial Apolo.
(4) Guerra. Juan Néstor, (1967), “Mar del Plata sus escuelas y sus maestros”, p.69, Editorial Apolo.
(5) Abásolo, Horacio Julián, (1946), “Reseña educacional de Mar del Plata”, pp.81-82. Imprenta López, Buenos Aires.
(6) Abásolo, Horacio Julián, (1946), “Reseña educacional de Mar del Plata”, p.81, Imprenta López, Buenos Aires.
(7) La Capital Revista. Arístides Hernández, Un Patriarca, 1 de Junio de 1984, en las Bodas de diamante de la Escuela Nº5.
(8) La Capital Revista. Arístides Hernández, Un Patriarca, 1 de Junio de 1984, en las Bodas de diamante de la Escuela Nº5.
(9) Anuario Kraft, (1942), Sección Mar del Plata, p.534.
(10) Recuerdos de ex alumnos recogidos por el autor.
(11) Homenaje a un maestro, Don Arístides Hernández. Diario El Atlántico 1982.
(12) Blog “Recuerdos del socialismo marplatense”. Biografía de Rufino Inda. Rescatado de: http://recuerdosdelsocialismomarplatense.blogspot.com/2011/04/rufino-inda.html
(13) Guerra. Juan Néstor, (1967), “Mar del Plata sus escuelas y sus maestros”, p.72, Editorial Apolo.
(14) Comisión Nacional de Bibliotecas Populares (CONABIP), Ministerio de Cultura. Presidencia de la Nación. Biblioteca Popular General Belgrano de Mar del Plata.
(15) Ramallo, Francisco, (2013), Un análisis prosopográfico de los profesores del Colegio Nacional de Mar del Plata durante la década del veinte. Presentado en las XIV Jornadas Interescuelas / Departamentos de Historia. Departamento de Historia de la Facultad de Filosofía y Letras. Universidad Nacional de Cuyo, Mendoza.
(16) Diario La Capital, 17 de febrero de 1927.
(17) Recuerdos de una pasión docente, Diario La Capital, 19 de agosto de 1982.
(18) Diario La Capital, 23 de abril de 1928.
(19) Diario La Capital, 22 de Noviembre de 1930. Se publica la resolución.
(20) Diario La Capital, 10 de Julio de 1928.
(21) Anuario Kraft, (1942), Sección Mar del Plata.
(22) Diario La Capital, 17 de Julio de 1929.
(23) Diario La Capital, 19 de agosto de 1929.
(24) Diario La Capital, 2 de diciembre de 1929.
(25) Diario La Capital, 10 de julio de 1931.
(26) Diario La Capital, 31 de agosto de 1932.
(27) La Capital Revista. Arístides Hernández, Un Patriarca, 1 de Junio de 1984, en las Bodas de diamante de la Escuela Nº5.
(28) Boletín Oficial de la Municipalidad, (1937), Primer trimestre, p. 22 y Diario La Capital, 22 de marzo de 1937.
(29) Anuario Kraft, (1942), sección Mar del Plata.
(30) Carta remitida por el autor a la Asociación de ex alumnos del Colegio Nacional. Publicado en el blog de dicha entidad.
(31) Guerra. Juan Néstor, (1967), “Mar del Plata sus escuelas y sus maestros”, p.48, Editorial Apolo.
(32) Graciela Lemmi Scheggia, sobrina de Arístides, (2020). Comentarios al autor.
(33) Ramallo, Francisco, (2013), Un análisis prosopográfico de los profesores del Colegio Nacional de Mar del Plata durante la década del veinte. Presentado en las XIV Jornadas Interescuelas / Departamentos de Historia. Departamento de Historia de la Facultad de Filosofía y Letras. Universidad Nacional de Cuyo, Mendoza.
(34) Biblioteca Virtual Universal, (1958).
(35) “Nuestra etopeya”, nota en el Diario La Capital 1967.
(36) Guerra. Juan Néstor, (1967), “Mar del Plata sus escuelas y sus maestros”, p.48, Editorial Apolo.
(37) Sánchez Azcárate, Felicitas, (2019), “Los museos históricos regionales y la divulgación del pasado prehispánico”. El caso del Museo Municipal “José Hernández” (Mar del Plata) y del Museo Histórico “Fuerte Independencia” (Tandil). Universidad Nacional de Mar del Plata Facultad de Humanidades Carrera: Licenciatura en Historia. Tesina de grado.
(38) Homenaje a un maestro, Don Arístides Hernández. Diario El Atlántico 1982.
(39) Municipalidad de General Pueyrredon, 4 de enero de 1982. Nota de Invitación.
(40) Guerra. Juan Néstor, (1967), “Mar del Plata sus escuelas y sus maestros”, p.48, Editorial Apolo.
(41) Honorable Concejo Deliberante. Consulta de Expedientes. 2006-E-1480. En el acta se expresa que la inspectora de Enseñanza Superior de la DIEPREGEP sugiere que se le cambie el nombre por ser el EMDER un ente autárquico y no realmente municipal. Sugieren que se llame “Instituto Superior de Formación Técnica Docente”, más un nombre a elección, por lo cual este ente designa el de “Instituto Superior de Formación Técnica Docente, Arístides Hernández”, quien fuera uno de los primeros profesores de educación física que tuvo la ciudad, fue profesor en la Escuela Primaria Nacional Nº 5, Presidente fundador del Club Atlético Peñarol, miembro de la Comisión Municipal de Educación Física en la década del ´30 y de la Comisión Municipal de Box en la década del ´40 y profesor de folklore”.

Fotografias:
1) Silvano Arístides Hernández en 1921 cuando llega a Mar del Plata para hacerse cargo de la Escuela Nacional Nº5.
2) Hernández con su esposa Haydee Noemí Scheggia en 1929 en la Rambla.
3) Hernández con su esposa Haydee en la cancha del Paseo General Paz. Circa 1929.
4) Arístides con Ezequiel Callejas quien fuera un recordado director de la Escuela Nacional de Comercio. Ambos fueron destacados valores del tenis de los años 30.
5) Hernández el 31 de mayo de 1984 en oportunidad de una nota que le realizaron en el Diario La Capital.

Bibliografía:
1. Anuario Kraft, Gran guía internacional del comercio, industria, agricultura, ganadería, profesionales. 1942, Buenos Aires.
2. Constructores del Estado y formadores de ciudadanía: un análisis prosopográfico de los profesores del Colegio Nacional de Mar del Plata durante la década del veinte. Francisco Ramallo. XIV Jornadas Interescuelas / Departamentos de Historia. Departamento de Historia de la Facultad de Filosofía y Letras. Universidad Nacional de Cuyo, Mendoza, 2013.
3. De hijos de gringos a jóvenes dorados: La formación de bachilleres en el Colegio Nacional de Mar del Plata entre 1914 y 1940. Tesis de Maestría en Historia. Autor: Licenciado Francisco Ramallo, Mar del Plata, Noviembre de 2013.
4. Diario El Atlántico.
5. Diario La Capital.
6. “Mar del Plata, ciudad de América para la humanidad, Roberto T. Barili, 1964. Reseña Histórica, Dirección Nacional de Turismo.
7. “Mar del Plata sus escuelas y sus maestros”, Juan Néstor Guerra, Editorial Apolo Mar del Plata 1967.
8. “Reseña educacional de Mar del Plata”, (1946), Horacio Julián Abásolo, Imprenta López, Mar del Plata.
9. Universidad Nacional de Mar del Plata Facultad de Humanidades Carrera: Licenciatura en Historia Tesina de grado Los museos históricos regionales y la divulgación del pasado prehispánico. El caso del Museo Municipal “José Hernández” (Mar del Plata) y del Museo Histórico “Fuerte Independencia” (Tandil) Alumna: Prof. Felicitas Sánchez Azcárate.

Fuentes:
Basado en la investigación denominada: “Silvano Arístides Hernández. Un personaje marplatense” por Rubén Pedro Aguilera

No hay comentarios:

Publicar un comentario